Hacen justicia por su propia mano | Nvo Casas Grandes

Nvo Casas Grandes

Diario.mx: Edición Cd. Juárez, Chihuahua, México | Últimas Noticias
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario

Martes 14 Agosto 2018 | 

8

10

41

Secciones

Martes 14 Agosto 2018 | 

8

10

41

Buscador | Diario.mx
Registrate El Diario Regístrate aquí

En tu Mail

Facebook El Diario Twitter El Diario


Hacen justicia por su propia mano

Víctor Hugo Valdovinos | Jueves 07 Junio 2018 | 00:01:00 hrs

Nuevo Casas Grandes.- La constante actividad de los ladrones obliga a veces que ciudadanos comunes tengan que actuar en reclamo a sus intereses, lo que conlleva a su vez una muestra de justicia por su propia mano cuando al enfrentarlos se ven obligados a someterlos usando la fuerza o liándose a golpes con ellos.

Este fue el caso de dos detenciones ciudadanas ocurridas en diferentes hechos, donde los afectados sorprendieron y capturaron a los presuntos pero los entregaron ya golpeados a la policía, al parecer porque tratando de huir, uno de ellos "brincó una barda y se cayó" y el otro enfrentó a los afectados a golpes y mordidas por lo que "tuvo que ser sometido también a golpes".

Bajo esos argumentos y en el legítimo derecho de defender su patrimonio y su seguridad, los ciudadanos víctimas de robo quedaron libres de cargos en tanto los presuntos ladrones entregados a las autoridades de la Dirección de Seguridad Pública Municipal, fueron turnados a su vez a las autoridades de la Fiscalía General del Estado.

En uno de los casos, uno de los detenidos identificado como Carlos García Márquez de 41 años y conocido en el ambiente delictivo como "El Pingüino" con un largo historial de robos, fue sorprendido dentro de un domicilio en construcción, donde había robado una caja de cartón conteniendo cableado para instalación eléctrica valuado en 1,200 pesos.

Fue a las 8:25 de la noche cuando a la policía se le dio aviso que en el libramiento norte Manuel Gómez Morín a la altura de la calle Primera de la colonia Dublán, estaban reportando una riña.

Al acudir al lugar detectaron que en el 3001 de la calle Manuel Dublán a la altura de la Plan Alemán estaban tres hombres y una mujer, quienes solicitaron su presencia.

Una vez ahí les fue entregado Carlos García Márquez de parte de los otros hombres, alegando ser el dueño de la casa en construcción a la que acudió porque su vecina le dio aviso que momentos antes, vio a un hombre en bicicleta entrar al predio.

Fue así como sorprendió al hombre que dijo "intentó huir y al brincar una barda se cayó y se golpeó", en tanto la caja de cable fue recuperada y entregada a la policía como evidencia.

El otro caso ocurrió en el fraccionamiento habitacional Juan Pablo II, donde un hombre que vive solo en una casa ubicada en las calles León XIII y Del Cardenal, tuvo que salir con su hermano a Lebarón para realizar unos trabajos de instalación de aire acondicionado.

Para ello, buscó a su vecina para que en tanto él no estaba, ella limpiara su casa como suele hacerlo, pero al no hallarla de momento, le dejó instrucciones al esposo de ésta, Diego Alexis Valenzuela Muñoz de 22 años, para que hiciera esa tarea por lo que le dejaba la casa abierta.

Sin embargo, el dueño de la vivienda jamás se imaginó que el esposo de la mujer a quien contrataba para la limpieza, nunca le daría aviso a ésta de la encomienda y aprovechando que la casa estaría sola y abierta, sustrajo varios artículos al parecer en diferentes oportunidades.

De acuerdo a la denuncia del afectado, lo robado habría sido una cadena de plata, un reloj, un esfume Perry Ellis, unos zapatos, un cinto, artículos de uso personal y dos mil pesos en efectivo que se encontraban en la recámara.

Este robo fue descubierto cuando al regresar, el dueño encontró a las 9:30 de la noche a Diego Alexis Valenzuela Muñoz dentro de la casa, en estado de ebriedad y al parecer drogado, por lo que le cuestionó su presencia en el lugar.

Asimismo, se fijó que la sala, la cocina y el baño no estaban aseados, además de que las recámaras, las cuales no suelen ser aseadas por la mujer, estaban abiertas.

Al verse descubierto, el hombre intentó salir corriendo de la casa enfrentando a los hermanos, por lo que a uno de ellos le aventó con una botella y al otro lo mordió en el brazo cuando se sintió sujetado, razón por la que los ofendidos se vieron obligados a someter a golpes al intruso.

Aunque se informó que en ese momento el presunto confesó que los objetos "estaban en su casa", cuando su esposa fue localizada ésta dijo desconocer el paradero de los artículos ajenos, por lo que se presume que el hombre estuvo sustrayendo las cosas y vendiéndolas para obtener el dinero con el que se embriagó.

Haber hallado al hombre dentro de la casa y en el estado que estaba, suponen las víctimas que regresó con la finalidad de sustraer más cosas pero ya no alcanzó.

Además la mujer aclaró que su marido "jamás le avisó que tenía la encomienda de limpiar la casa de su vecino", por lo que desconocía por completo los hechos.

Así, en diferentes hechos personas ajenas a las corporaciones tuvieron que enfrentar solos a presuntos ladrones con quienes argumentaron, se tuvieron que liar a golpes o "se cayeron huyendo", para luego entregarlos a las autoridades con las evidencias de la golpiza recibida al ser sorprendidos robando, gracias a acciones realizadas por las propias víctimas en defensa de su patrimonio.

 



  • comentarios

Los comentarios que en la sección de arriba se vierten son responsabilidad de los participantes. Ayúdenos a mantener un intercambio de ideas sano denunciando, mediante un en el ícono de la bandera, cada participación que considere inapropiada. Si el comentario no cumple con LAS REGLAS, será eliminado. Consulte aquí el reglamento.

Bienvenido a nuestro servicio de comentarios. Lo invitamos a analizar, comentar y cuestionar los artículos y reportajes que publica El Diario. Para mantener un intercambio de ideas sano para todos nuestros usuarios, es necesario que siga las reglas que a continuación detallamos. Al participar en el servicio de comentarios usted acepta la aplicación de estas normas.

Usted acepta que es totalmente responsable por el contenido que publica.

No publicará intencionalmente contenido que viole el derecho de autor, marcas registradas, patentes o cualquier otra propiedad intelectual de una tercera persona.

No difundirá contenido difamatorio, obsceno o agresivo que viole el derecho de una tercera persona a la privacidad de acuerdo a las leyes municipales, estatales, federales o incluso internacionales o que sea considerado inapropiado. Indemnizará a Publicaciones Paso del Norte(*), sus empleados y empresas afiliadas de todas y cada una de las demandas y/o dátos (incluyendo, pero no limitándose a honorarios de abogados) que sean presentadas por terceras personas en relación con el contenido que usted publicó. No redactará contenido que discrimine a otras personas por su género, raza, origen étnico, nacionalidad, religión, preferencias sexuales, discapacidades o cualquier otra categoría.

Usted entiende y acepta que El Diario no es responsable por el contenido publicado por terceras personas.
Es de su entendimiento que en los foros de discusión, El Diario supervisa el contenido publicado y se reserva el derecho de eliminar, editar o alterar el contenido que parezca inapropiado por cualquier motivo sin pedir el consentimiento del autor. Nos reservamos el derecho de acuerdo a nuestro propio criterio de retirarle a un usuario el derecho a publicar contenido en nuestro sitio.

Entiende y acepta que los foros de discusión deben ser usados sin propósitos comerciales.
No solicitará recursos o apoyos económicos. No promoverá empresas comerciales o realizará actividades comerciales de ningún tipo en nuestros foros de discusión.

Usted entiende y acepta que el uso de cualquier información obtenida a través de los foros de discusión es bajo su propio riesgo.
El Diario de ninguna manera respalda el contenido que los usuarios difunden, y no puede ni se hará responsable de su veracidad.

Con cada contenido que usted publica, otorga a El Diario sin pago de regalías la licencia irrevocable, perpetua, exclusiva y totalmente sublicenciable para usar, reproducir, modificar, adaptar, publicar, traducir, crear trabajos derivados de, distribuir, realizar y mostrar dicho contenido en su totalidad o partes a nivel mundial y para incorporarlos en sus trabajos de cualquier modo conocido actualmente o desarrollado con posterioridad.



Imagen Video
Inédito: Ofrecerá universidad curso para ser un buen influencer
Reforma | 14:46 hrs

Este 'oficio' genera al año unos mil millones de euros





Inicie sesión con cualquiera de las siguientes redes sociales: