Une fronteras a través de la luz

El artista Rafael Lozano-Hemmer mostrará las conexiones históricas, culturales, económicas, sociales y ambientales entre Ciudad Juárez y El Paso

Hérika Martínez Prado/
El Diario
martes, 12 noviembre 2019 | 06:00

A través de un proyecto de arte público interactivo, en el que trabaja hace más de un año, el artista Rafael Lozano-Hemmer busca hacer visible las conexiones transfronterizas históricas, culturales, económicas, sociales y ambientales que existen entre Ciudad Juárez y El Paso.

Sintonizador Fronterizo o Border Tuner es un proyecto que busca subrayar los vínculos y las conexiones que ya existen entre estas dos ciudades hermanas, las cuales fueron elegidas debido a que ambas forman “la metrópoli binacional más grande del hemisferio occidental”, destacó.

Se trata de una enorme cúpula de luz interactiva que la gente puede controlar a través de reflectores, explicó en la presentación del proyecto que fue dado a conocer anoche a los medios de comunicación y comenzará el próximo miércoles a las 6:30 de la tarde. 


Abrirán micrófonos al público fronterizo

“La idea es reflejar las conversaciones transfronterizas y hacerlas visibles, tangibles”, explicó el artista cuyo proyecto se dará todas las noches hasta el 24 de noviembre en Delta Drive, en El Paso y en Juárez en el área de El Chamizal.

En cada lado de la frontera habrá tres estaciones, una especie de podio con un micrófono, una bocina y una perilla, la cual se deberá girar para que las luces comiencen a escanear el horizonte y al encontrarse con otra luz permitan iniciar la conversación al abrir los canales de comunicación.

Cada noche antes de que los micrófonos se abran al público binacional, durante 30 minutos habrá una sesión con invitados especiales, como poetas, indígenas o feministas, esto con el fin de subrayar la diversidad de contenidos que existen en la región, para después abrir los micrófonos al público binacional, explicó Lozano-Hemmer.

El artista tiene 20 años con proyectos similares en el Zócalo de la Ciudad de México, en las Olimpiadas de Vancouver, en Nueva York, Filadelfia, y en esta frontera se esperan a miles de participantes o visitantes a los límites de ambos lados. 

“La gente de la región está ansiosa de contar sus propias historias y de recuperar la narrativa de la frontera… Sintonizador Fronterizo es una plataforma para contrarrestar los frecuentes discursos nacionalistas adversarios que circulan actualmente”, explicó.

En cada lado de la frontera habrá dos guías bilingües que podrán apoyar a los participantes a utilizar la estación, acomodar el micrófono, traducir si es necesario y asegurarse que todos tengan su turno.

También habrá un espacio comunitario donde habrá eventos informales y programados, como asambleas.

En una sala urbana cada día habrá refrescos Jarritos de cortesía, para que la gente pueda contemplar las luces, además de que estarán cerca baños públicos. Y habrá un centro de control para obtener información, seguridad y primeros auxilios.

Durante el evento también estará la instalación “Pulso Remoto”, una pieza de Lozano-Hemmer, en la que al poner las manos en un podio se registrará el ritmo cardiaco, el cual será compartido en la otra ciudad, de manera que al tocar la pieza se podrá sentir el latido de la persona del otro lado de la frontera. (Hérika Martínez Prado / El Diario)