Pone mina en peligro el agua

Estudio ambiental advierte repercusiones severas si se instala ‘Gloria’ en Samalayuca

Pável Juárez
El Diario de Juárez
martes, 15 octubre 2019 | 10:42
El Diario de Juárez |

Ciudad Juárez— La Manifestación de Impacto Ambiental del proyecto “Unidad Minera La Gloria”, para la apertura de la mina de cobre a cielo abierto en Samalayuca, advierte en reiteradas ocasiones acerca de repercusiones desde críticas hasta severas en el manejo del agua y los mantos acuíferos de la zona durante todos los pasos del procesamiento del material mineral.

El estudio indica que el proceso de voladura o el uso de explosivos en los tajos de la mina provocará que se impregnen químicos en las rocas que “en el mejor de los escenarios serán retenidos en el proceso de infiltración por los poros o rocas y con el tiempo degradados antes de llegar a los mantos freáticos, influyendo en su composición química”.

“El dejar al descubierto las rocas tiene un efecto pocas veces valorado o apreciado. La composición natural en ciertas regiones, además de contener metales de interés, contiene elementos tóxicos que son ‘liberados’, contaminando el agua que infiltra y al no estar presente la vegetación pueden llegar con mayor facilidad los agentes tóxicos a los mantos acuíferos”, señala el reporte.

La recarga total media anual corresponde con la suma de todos los volúmenes que ingresan al acuífero en forma de recarga natural más la recarga inducida, que para el acuífero Samalayuca es de 16 millones de metros cúbicos por año. Para la operación de la mina, el estudio indica el uso de 685.86 metros cúbicos de agua cada día.

Los casos más graves se encuentran en el proceso de lixiviación, en el que los impactos que se pudieran detectar son en su mayoría críticos.

“La implementación de geomembranas altera la hidrología superficial, al no permitir la infiltración natural; además las sustancias toxicas pueden cambiar la composición del agua. En el supuesto de derrames el agua es fácilmente trasportada y puede llegar a cuerpos de agua o llegar a infiltrarse y el consumo de esta agua contaminada puede ser letal”. 

Durante las actividades de tajo y tepetateras el estudio advierte que existe el riesgo de que el agua pueda mezclarse o transportar estos agentes químicos y alterar negativamente las aguas de la región, dependiendo de la intensidad del derrame, contaminando ya sea el agua superficial o bien la subterránea.

También se considera el uso de aceites sin correcto mantenimiento y limpieza, que al precipitar pueden desprender vehículos y maquinarias y ser arrastrados aguas abajo, contaminando la hidrología superficial, “que a su vez ira alejándose más de la fuente de raíz, por lo que se plantea como un impacto extenso y de larga duración en los mantos acuíferos locales”.

Añade que “bajo una operación anormal es posible existan derrames de grasas o aceites, los cuales pueden ser arrastrados con facilidad sobre todo con las precipitaciones, llevando estos químicos a los ríos o lagos más cercanos o en su caso infiltrarse a los mantos freáticos, contaminando las aguas subterráneas”.

Temen por agente cancerígeno 

El impacto se consideró como severo en el caso de la construcción de caminos y rutas dentro de la mina, debido a que “es posible que existan derrames accidentales durante las operaciones, donde pueden surgir roturas de mangueras, conexiones, sobrepresión en los contenedores, grietas, falta o daño de empaques, lo que provoca un derrame paulatino y posiblemente inapreciable a simple vista, así como un derrame total de grasas, aceites, lubricantes sobre un área en especifico. El agua puede mezclarse o transportar estos agentes químicos y alterar negativamente las aguas de la región”.

El estudio señala también que la mina a cielo abierto que la empresa de origen canadiense VVC Exploration Corporation pretende habilitar en la región de Samalayuca usará 159.66 toneladas de ácido sulfúrico al día para su proceso de lixiviación, compuesto considerado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) como agente cancerígeno tipo 1.

Aunque no existen tablas de dosis máximas recomendadas, el organismo internacional identifica al ácido sulfúrico como agente causante de varios tipos de cáncer en pulmones y laringe a través de su ingesta, inhalación o absorción por la piel.

El presidente seccional de Samalayuca, Javier Meléndez Cardona, explicó que la mina generará 90 empleos directos y 550 indirectos en una primera etapa para llegar a mil 200 puestos de trabajo en un máximo de 15 años, que es el período de término de la concesión. 

[email protected]