Juárez

Pandemia no la desconecta

Club Rotario Chamizal México-USA dona computadoras a alumnos de la UACJ

Cortesía

Alejandra Gómez
El Diario de Juárez

domingo, 06 junio 2021 | 11:21

Ciudad Juárez.- Hace más de un año la pandemia provocada por Covid-19 cerró las aulas de todas las escuelas y trasladó las clases a plataformas digitales, desde entonces el principal reto que han enfrentado miles de estudiantes es el acceso a las tecnologías a causa de la falta de recursos económicos, por lo que el Club Rotario Chamizal México-USA donó equipo de cómputo a cuatro estudiantes de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ).

“Me enteré, por medio de una llamada, de que resulté seleccionada. Estaba muy nerviosa, hasta quería llorar. He tomado las clases desde mi casa, con un celular que me encontré en la basura, luego una muchacha me donó una laptop que siempre tiene que estar conectada y que se apaga cuando lleva más de una hora prendida”, dijo Wendy Valenzuela, estudiante beneficiada.

Antes de la pandemia, el principal ingreso económico de Wendy provenía de la venta de galletas de repostería ya que sus clientes eran compañeros de la escuela, pero con el confinamiento su empleo acabó y con él la posibilidad de obtener un celular o una computadora que le permitiera tomar las clases virtuales que se impusieron desde finales del semestre enero-junio 2020.

“Cuando supe que las clases serían en línea lo primero que dije fue ‘no puede ser, qué voy a hacer’”, contó Wendy, quien como primera opción decidió darse de baja de la Licenciatura en Seguridad y Políticas Públicas, donde actualmente cursa materias de sexto y octavo semestre, pero logró salir adelante con un celular que su papá encontró en mal estado en un bote de basura.

Ese celular no fue empleado únicamente por Wendy, también por su hermana que cursa primero de secundaria y su hija que tiene clases en primero de primaria. Ante la poca capacidad del aparato, cada vez que alguna necesitaba una aplicación para sus clases, como WhatsApp o Zoom, una de las aplicaciones era borrada y después descargada de nuevo.

La dinámica durante casi medio año de clases fue la misma: cuando alguna de ellas recibía una tarea o ejercicio por WhatsApp se iban a rentar una computadora para descargarla e imprimirla, luego borraban la aplicación para tener clases por alguna otra plataforma digital, luego la borraban y descargaban de nuevo la anterior.

La situación mejoró cuando por medio de una página de Facebook de estudiantes de la UACJ Wendy logró recibir la donación de una computadora usada, pero no estaba en óptimas condiciones ya que se sobrecalentaba y dejaba de funcionar e incluso sólo podía usarse mientras estuviera conectada a la energía eléctrica. A pesar de ello Wendy dijo que “me sacó de un apuro”.

Sin embargo, ella y los estudiantes Santiago Isaac Luna García, de Producción Musical; Aimé Lizeth Sierra Rivera, de Derecho, y Sara López Reyes, de Administración de Empresas, recibieron equipo de cómputo por parte del Club Rotario Chamizal México-USA y una beca alimenticia de la UACJ.

“Detectamos que algunos alumnos no tienen la capacidad de tener equipos de cómputo. Por esto, acudimos al rector para poder identificar alumnos de alto aprovechamiento para darles esta ayuda”, dijo Arturo Macías, presidente del Club.