Salud

Moderna vs Pfizer: ambas buenas, pero una parece tener la ventaja

La discrepancia es pequeña y las consecuencias en el mundo real son inciertas

The New York Times

jueves, 23 septiembre 2021 | 11:54

Associated Press

Nueva York— Fue un estribillo constante de los funcionarios de salud federales después de que se autorizaron las vacunas contra el coronavirus: estas vacunas son todas igualmente efectivas.

Eso ha resultado no ser cierto.

Hasta ahora se han dispensado aproximadamente 221 millones de dosis de la vacuna de Pfizer-BioNTech en Estados Unidos, en comparación con alrededor de 150 millones de dosis de la vacuna de Moderna. En media docena de estudios publicados durante las últimas semanas, la vacuna de Moderna pareció ser más protectora que la vacuna de Pfizer-BioNTech en los meses posteriores a la inmunización.

El último estudio de este tipo, publicado este miércoles en The New England Journal of Medicine, evaluó la efectividad en el mundo real de las vacunas para prevenir enfermedades sintomáticas en aproximadamente 5 mil trabajadores de la salud en 25 estados. El estudio encontró que la vacuna de Pfizer-BioNTech tenía una efectividad del 88.8 por ciento, en comparación con el 96.3 por ciento de la vacuna de Moderna.

La investigación publicada el pasado viernes por el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades encontró que la eficacia de la vacuna de Pfizer-BioNTech contra la hospitalización cayó del 91 por ciento al 77 por ciento en un período de cuatro meses después de la segunda inyección. La vacuna de Moderna no mostró declive durante el mismo período.

Si la brecha de eficacia continúa ampliándose, puede tener implicaciones para el debate sobre las inyecciones de refuerzo. Esta semana, las agencias federales están evaluando la necesidad de una tercera inyección de la vacuna de Pfizer-BioNTech para algunos grupos de alto riesgo, incluidos los adultos mayores.

Los científicos que inicialmente se mostraron escépticos sobre las diferencias reportadas entre las vacunas de Moderna y Pfizer-BioNTech se han convencido lentamente de que la disparidad es pequeña, pero real.

La discrepancia es pequeña y las consecuencias en el mundo real son inciertas, porque ambas vacunas siguen siendo muy eficaces para prevenir enfermedades graves y hospitalizaciones, advirtieron.

"Sí, probablemente es una diferencia real, probablemente reflejando lo que hay en los dos viales", dijo John Moore, virólogo de Weill Cornell Medicine en Nueva York. "Pero realmente, ¿cuánto importa esta diferencia en el mundo real?"

close
search