Nacional

Ven intolerable que EU exija plan anticrimen

Héctor Vasconcelos criticó a Richard Glenn y señaló que sus declaraciones no contribuyen a la cooperación bilateral

Reforma / Héctor Vasconcelos, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado

Reforma

viernes, 25 octubre 2019 | 18:45

Ciudad de México— Es intolerable que Estados Unidos solicite a México desarrollar y compartir su estrategia anticrimen con la Casa Blanca, afirmó el senador Héctor Vasconcelos, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores.

"Esta declaración me pareció completamente inadecuada, incluso intolerable. Es intolerable que un funcionario -y del Departamento de Estado- se entrometa de esa manera a calificar las estrategias de otra país. Fue una declaración muy desafortunada y que en nada contribuye a la cooperación bilateral", resumió.

El miércoles, el Secretario adjunto de Estado, Richard Glenn, dijo ante la Cámara de Representantes que lo que "es de mayor importancia es que México desarrolle y comparta con nosotros una estrategia integral para confrontar al crimen organizado".

Esa declaración ameritó una respuesta del presidente Andrés Manuel López Obrador, quien el jueves reprochó que Estados Unidos solicitara a su Gobierno desarrollar y compartir la estrategia anticrimen.

"Evidencia una contradicción porque el presidente Trump se había comunicado con López Obrador para solidarizarse con él por lo ocurrido en Sinaloa en una conversación amistosa y de apoyo al Gobierno mexicano", opinó el legislador.

"Y dos o tres días después, un funcionario del Departamento de Estado hace una declaración diciendo que México no tiene una estrategia de seguridad o que ellos no la conocen, y esto, desde mi punto de vista es absolutamente falso. A lo largo de estos meses ha habido un intercambio de información constante entre ambos Ejecutivos, entre la Cancillería mexicana y el Departamento de Estado y con todos ellos se ha compartido la estrategia mexicana contra la inseguridad".

Vasconcelos sostuvo que ninguna nación debe intervenir en los asuntos internos de cualquier país y que la declaración del funcionario estadounidense es de "una absoluta injerencia".

"Si nosotros fuéramos a abordar problemas internos de los Estados Unidos, es evidente que tendríamos mucha tela de dónde cortar. Nosotros no le decimos al Gobierno norteamericano si están bien o mal sus estrategias", planteó.

"Si nosotros hemos sido muy rigurosos en no entrometernos en asuntos internos de los Estados Unidos, entonces no podemos admitir que la parte norteamericana se ponga a calificar si tenemos o no tenemos estrategia anticrimen".

-¿Y qué opinión tiene de la respuesta de López Obrador?

"Ha sido una opinión muy firme, dijo que le parecía hasta de mal gusto. Probablemente es la declaración más firme con respecto a la relación bilateral con Estados Unidos. Es una declaración no usual en él", expresó.