Juárez

Elige muro para casarse

'Siempre quise casarme la valla de Trump, fue recordarle que estamos aquí los veteranos deportados, lejos del país por el que estuvieron dispuestos a dar su vida'

José Francisco López Moreno
José Francisco López Moreno
José Francisco López Moreno
José Francisco López Moreno
José Francisco López Moreno
José Francisco López Moreno

Herika Martínez Prado
El Diario

domingo, 29 septiembre 2019 | 16:57

Vestido con el traje de gala del Ejército de Estados Unidos (U. S. Army), con el muro fronterizo como escenario y la música de Juan Gabriel de fondo, el mexicano José Francisco López Moreno, fundador de la Casa de  Apoyo a Veteranos Deportados de Ciudad Juárez, eligió los límites entre ambos países para casarse, en Tijuana.

“Estoy muy feliz, siempre quise casarme en el muro y más en el muro de Donald Trump, fue recordarle que estamos aquí nosotros (los veteranos deportados)”, lejos del país por el que estuvieron dispuestos a dar su vida, dijo a El Diario de Juárez Panchito, de 74 años de edad.

Desde abril de 2017, Panchito y Florecita, como se llaman de cariño él y su esposa, abrieron las puertas de su casa en esta frontera para convertirla en un “bunker” de apoyo a otros veteranos que al igual que él fueron deportados por el país en el que sufrieron fuertes entrenamientos militares y guerras como las de Vietnam, Irak y el Golfo Pérsico.

El veterano, originario de Torreón, Coahuila, pero quien fue deportado en 2003 por Ciudad Juárez, decidió quedarse a vivir en esta frontera, donde hace cinco años conoció a Florecita, nacida en Durango pero jubilada de la industria maquiladora de esta ciudad, donde vive desde hace más de 40 años. 

Después de acondicionar la planta alta de su casa con literas, kits de limpieza personal y lo necesario para recibir a los veteranos recién deportados, ellos decidieron casarse en Tijuana “porque ahí empezó el movimiento de los veteranos deportados y ahí me ayudaron a obtener mi pensión militar”, dijo quien hace dos años logró el beneficio estadounidense. 

Iván Ocón, otro fundador del Bunker Juárez, quien fue deportado en 2016 a esta frontera, después de que en 2003 Estados Unidos lo envió a cuidar la frontera de Irak a Jordania, durante la Operaction Iraqui Freedom u Operación Libertad Iraquí, fue el encargado de entregar a Florecita Mercado en el altar improvisado junto al muro fronterizo ubicado en el Parque Binacional de la Amistad en Playas de Tijuana.

“Este lugar para muchos representa la separación de familias… un lugar de desesperación, pero hoy se convierte en un lugar de esperanza, de amor, del establecimiento de una nueva familia”, dijo el sacerdote estadounidense, Dermont Rogers, al iniciar la boda.

Y aunque al terminar celebración religiosa se escuchó la marcha nupcial de fondo, los novios bailaron el vals junto al muro con la canción de Juan Gabriel “Te lo pido por favor”.

Después de 50 años, Panchito se volvió a poner el traje de gala del Army, la mayor de las ramas de las Fuerzas Armadas del vecino país, con la placa de “López” en el pecho; mientras que Florecita se casó con un vestido de novia blanco y un ramo de rosas blancas, rosas y rojas. 

Actualmente, el Bunker Juárez, coordinado por Panchito y Ocón, cuenta con 25 exmilitares, quienes después de haber peleado por Estados Unidos con la promesa de lograr la ciudadanía de ese país fueron deportados a México, pero saben que viven en la ciudad al menos 11 veteranos más.

Se estima que cientos de veteranos han sido deportados principalmente a México, pero también a otros países como Corea, Belice, Honduras, El Salvador, Alemania y China, para quienes las únicas maneras de regresar al país por el que estuvieron dispuestos a dar la vida es logrando el perdón de Donald Trump o dentro de un ataúd.

Todos regresan a México, lejos de su familia, sin dinero, con distintas enfermedades, daños psicológicos, algunos sin hablar bien el español, y sin los beneficios que les corresponden por ser veteranos de guerra, por lo que Panchito decidió apoyar a otros en su misma situación  en Ciudad Juárez, donde además encontró el amor de Florecita.