Estado

Iba a desistir de denuncia, pero lo mataron

Un mes después de acusar por hurto a los agentes de la CES, José Ángel fue asesinado cerca de su casa

Staff/El Diario de Chihuahua

viernes, 05 junio 2020 | 10:42

Ciudad Juárez– Aproximadamente un mes después de interponer una denuncia ante el Ministerio Público acusando a agentes de la CES por el robo de 400 mil pesos en su domicilio, José Ángel, de 34 años, la víctima, flaqueó y quiso desistir, pero no lo hizo… ahora está muerto. 

Uno de los abogados del despacho que lo representó como víctima ante la Fiscalía, sostuvo que su cliente, asesinado la madrugada del pasado 22 de marzo, fue amenazado en múltiples ocasiones por teléfono presuntamente por los agentes que denunció y por eso estuvo a punto de desistir. 

El hombre asesinado es hermano de un Teniente Coronel del Ejército; había denunciado los hechos el 31 de enero, y la madrugada del domingo 22 de marzo apareció sin vida con dos balazos en el Camino Real. Estaba recostado sobre su auto, un Ford Focus de viejo modelo, cuando fue reportado muerto, casi a la altura de la calle 16 de septiembre. 

“Se me hace que hay le paramos mi lic.”, recuerda al abogado que le dijo la víctima después de quebrarse por las amenazas constantes que recibió en su celular, pero finalmente se repuso al miedo y siguió de frente con la denuncia que ya era investigada por Asuntos Internos de la Fiscalía en la Zona Norte. 

La víctima tenía un negocio de transporte junto con sus hermanos. 

El pasado 30 de enero, cerca de las 14:00 horas, su hijo de 14 años venía de la escuela cuando fue abordado por los agentes del grupo de Operaciones Especiales de la CES en la vía pública. Los oficiales, que ahora se conocen son: Francisco Javier H. L., José Luis C. C., José S. L., José Antonio R. G., Julián Antonio G. A., Manuel G. C., Ricardo G. C., Cristóbal Isaac A. V. y Luis Alfredo A. Ch. (ya detenidos), quienes condujeron al muchacho hasta su domicilio. 

La versión oficial es que del inmueble, ubicado en la colonia 16 de septiembre - a pocas cuadras de donde fue encontrado muerto el propietario posteriormente- los agentes sustrajeron la caja fuerte con 400 mil pesos en el interior. 

La Fiscalía informó que además se apoderaron de diversos artículos como facturas, escrituras de domicilio y pedimentos de automotor, joyería, dinero, así como botellas de alcohol, teléfonos celulares y ropa, ocasionando daños a circuitos de cámaras de vigilancia del domicilio, pero algunas imágenes quedaron grabadas en video. 

Luego los agentes acusaron al muchacho de posesión de drogas y sacaron un vehículo de la cochera de la casa para señalar que fue detenido en vía pública, pero el joven no sabía manejar, señaló el abogado que logró su libertad en pocas horas. 

Además comentó que con las pruebas y a pesar de las amenazas, la víctima de robo siguió de frente en su denuncia, porque habían avanzado en la indagatoria. 

“Me hablaba muy seguido para revisar cómo iba el caso”, dijo el abogado. 

Comentó además que por el avance que se tenía, tres de los elementos acusados se habían amparado, pero previamente a que el juez emitiera la orden de captura. 

El representante legal dijo que los oficiales ahora detenidos estaban desesperados y habrían creído que con el asesinato resolverían su problema.