El Paso

Rinde bar homenaje a Elizabeth Taylor

Ubicada en la azotea del Hotel Plaza, ‘La Perla’ está en la terraza del penthouse donde la estrella de Hollywood vivió en esta ciudad

Sabrina Zuniga / El Diario de El Paso

jueves, 24 septiembre 2020 | 06:00

Inspirado en La Peregrina, la perla de fama mundial que pasó de la monarquía española a José –hermano de Napoleón Bonaparte– antes de aparecer en el cuello de Elizabeth Taylor, el nuevo bar y restaurante La Perla, en el Hotel Plaza, se yergue sobre la azotea, en el piso 17, y ocupa lo que una vez fue la suite del ático donde vivió la actriz durante su matrimonio con Nicky Hilton.

En entrevista con Wolfgang Jonas, gerente general, comenta que el lugar ha renacido como un bar y salón contemporáneo en la azotea, con impresionantes vistas de El Paso, las Montañas y las fronteras de México y Nuevo México.

“La Perla es el último lugar que hemos abierto en el hotel, hemos tomado la decisión finalmente de abrirlo al público, pero con la condición de que las personas se queden en el hotel”, dijo Jonas.

A diferencia del menú ofrecido en el restaurante Ambar –el comedor de alta gama del hotel–, en La Perla se especializan en tapas, mariscos, ceviches y tragos artesanales.

“El Hotel Plaza ha sido uno de los edificios que realmente han hecho su marca aquí en El Paso, especialmente en la frontera con el público de Juárez. La azotea y su restaurante, es la joya, La Perla, la última que le faltaba a la corona”, expresó Jonas.

El servicio es garantizado, con personal bilingüe al servicio de los comensales y sus huéspedes.

Con elementos de diseño sutiles inspirados tanto en la histórica fachada Art Deco de The Plaza como en el surrealista telón de fondo del desierto del oeste de Texas, con 130 habitaciones, The Plaza Hotel cuenta con una relajante paleta de color burdeos, crema y champán con comodidades de cinco estrellas.

En los baños, el mármol cremoso de Calcuta y el mármol Caffe Bruno en tonos espresso, el metal pulido y los azulejos de pared con textura personalizada brindan una atmósfera relajante similar a un spa. Ya sea que se relaje en la gran ducha o en la sala de estar, o escuche una lista de reproducción seleccionada de un sillón para puros arrancado de la década de 1930.

Fundado originalmente como El Paso Hilton, siendo uno de los primeros hoteles de la cadena que ahora se extiende a nivel mundial, el hotel fue remodelado por el empresario y filántropo paseño Paul Foster.

La hospedería fue reabierta a mediados de julio, en una ceremonia marcada por la sana distancia en plena pandemia, ante unas cien personas. Sólo quedaba pendiente la reapertura del bar en el piso 17.

“Estoy muy feliz de abrir finalmente las puertas a todos ustedes, este edificio abrió desde 1930 durante la Gran Depresión y hoy abrirá en el Covid-19. De todos los edificios de El Paso este es el que se lleva mi corazón. Bienvenidos a El Plaza”, dijo Foster.

 szuniga@diariousa.com