La historia de los LeBaron antes de la tragedia

El pasado lunes, nueve miembros de esta familia fueron masacrados por el crimen organizado; seis de ellos niños

The Washington Post
miércoles, 06 noviembre 2019 | 06:00
Archivo | El ataque se sucitó en el límite entre los estados de Chihuahua y Sonora

L

os nueve miembros de la familia mexicanoestadounidense que murieron en un ataque aún inexplicado fueron parte de una migración de mormones fundamentalistas que se estableció en el norte de México durante décadas para practicar su religión en un relativo aislamiento.

Las víctimas, tres mujeres y seis niños, incluidos dos gemelos de 6 meses, formaban parte de una comunidad que se hace llamar mormona. No se reconoce como parte de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (LDS), con sede en Utah.

Hay más de 12 millones de miembros de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, también conocidos como LDS, en todo el mundo. La Iglesia LDS, cuyos miembros a menudo se conocen como mormones, se estableció en los Estados Unidos en el siglo XIX, pero no todos los mormones son miembros LDS, según Cristina Rosetti, una estudiosa del fundamentalismo mormón.

La poligamia no era infrecuente entre los miembros hasta 1904, cuando la Iglesia LDS prohibió la práctica debido a las leyes estadounidenses que prohíben los matrimonios plurales. Algunos mormones que creían en un elemento esencial de su fe, también conocidos como fundamentalistas, comenzaron a establecerse en México y Canadá en las décadas de 1870 y 1880 para evitar el enjuiciamiento en Estados Unidos, según Matthew Bowman, un historiador de la Iglesia Mormona.

En ese momento, las fronteras entre México y los Estados Unidos eran porosas y cambiantes. El líder mormón Brigham Young, por ejemplo, estableció la iglesia en Utah en parte debido a que el territorio en ese momento era parte de México y tenía poca supervisión del Gobierno. En 1848, México cedió este territorio a los Estados Unidos; el estado de Utah fue creado en 1896.

Generaciones después, las ciudades fronterizas entre México y Estados Unidos, como en el estado de Chihuahua, siguen siendo el hogar de comunidades de mormones fundamentalistas. Muchos mormones que viven en México hablan inglés y español y tienen doble ciudadanía.

Según los informes, las víctimas del ataque del lunes se dirigían a La Mora, una comunidad mormona a unas 70 millas al sur de Douglas, Arizona, para una boda. Algunas personas de la comunidad de La practican la poligamia, dijo Rosetti, mientras que otras no.

No hay un conteo definitivo de cuántos mormones residen en estas áreas.

“Uno de los problemas con estas comunidades mormonas es que no están afiliadas a una iglesia mormona”, dijo Benjamin Park, profesor asistente de historia en la Universidad Estatal Sam Houston. “La mayoría de las familias son lo que se llama fundamentalistas independientes, no parte de una iglesia fundamentalista oficial”. Muchos en estas comunidades insulares practican la poligamia y pueden sentir que Estados Unidos los “traicionó” y lo que ven a su derecho a la libertad religiosa.

Rosetti dijo que en México, estas comunidades no han enfrentado ninguna persecución religiosa en los últimos tiempos.

Algunas de las víctimas tenían el apellido de LeBaron, aunque Rosetti dijo que no formaban parte de la orden de LeBaron. La orden fue creada como una rama mormona en desafío a la prohibición de la iglesia sobre la poligamia y tiene varias controversias, incluida la violencia que involucra al ex líder Ervil LeBaron, acusado de matar oponentes.

Los LeBaron aseguran que sus líderes tienen un mensaje especial de Dios y comenzar a pelear contra otros líderes de iglesias polígamas en la década de 1970, dijo Bowman, profesor de historia en la Universidad Estatal de Henderson.

Leah Staddon, que vive en Arizona, le dijo a The Washington Post que los miembros de su familia estaban entre las víctimas. Staddon dijo que han estado viviendo en México por más de 40 años y que más de la mitad poseen la doble ciudadanía. Describió a sus familiares como fundamentalistas mormones y dijo que sus miembros vivían en el rancho La Mora, que se extendía por aproximadamente mil acres e incluía de 30 a 40 hogares.

El senador Mitt Romney, republicano de Utah, miembro de la Iglesia LDS, tiene una familia extensa que aún vive en México, donde nació su padre.

Miles Park Romney, el bisabuelo de Romney, tuvo cuatro esposas y llegó al desierto de Chihuahua en 1885 para escapar de las leyes estadounidenses contra la poligamia.

La familia de Romney en México, muchos de los cuales comparten su apellido, viven en un área de Chihuahua a unas 190 millas de Texas. “El clan mexicano de Romney son granjeros poderosos. Cultivan vastos campos de pimientos, duraznos, peras y manzanas. A través de una cooperativa agrícola llamada Paquimé, exportan los productos de alta calidad a los Estados Unidos”, informó el servicio de noticias PRI.

El Washington Post informó en 2011 que los que permanecieron no pudieron escapar de la violencia y la inseguridad que afecta al país, en particular a Chihuahua.