Economía

Reapertura aliviará economía regional

Consumidores y trabajadores mexicanos, entre los más beneficiados, indican

Francisco Luján
El Diario de Juárez

jueves, 14 octubre 2021 | 09:24

Gabriel Cardona / El Diario de Juárez | La dinámica entre Juárez-El Paso se vio trastocada con el cierre de la frontera; tras 19 meses, en noviembre se podrá volver a cruzar a los Estados Unidos vía terrestre

La reapertura de los cruces internacionales entre Juárez y El Paso aliviará la economía de la región, coincidieron académicos y líderes empresariales de esta ciudad.

Los consumidores y los trabajadores mexicanos se encuentran entre los más beneficiados, expuso Isaac Sánchez, jefe del laboratorio de economía de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ).

Los representantes del sector empresarial recibieron la noticia con entusiasmo, al tiempo que consideraron que los pequeños y medianos comerciantes juarenses van a poder cruzar la frontera para adquirir mercancías para revender en México, como vehículos y autopartes usadas.

La reducción en la presión socioemocional es otro impacto positivo entre los habitantes de ambas localidades de esta región, al interactuar sin restricciones estas comunidades, que tienen fuertes lazos sociales, culturales y económicos, de acuerdo con Eduardo Borunda, profesor investigador de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH).

El cierre de la frontera entre México y Estados Unidos ocurrió hace 19 meses. Las autoridades estadounidenses impusieron restricciones a los visitantes debido a la pandemia de Covid-19.

A partir de noviembre, según anunciaron autoridades, los mexicanos con visa láser y esquema de vacunación completo tendrán nuevamente acceso a ese país.

“Las restricciones han pegado mucho a ciertos sectores económicos, ya necesitamos que se abran las fronteras porque recicladoras, los que se dedican a la industria o al ‘yonque’, no han podido cruzar a comprar los carros o refacciones que necesitan”, expresó Jesús Manuel Salayandía Lara, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

Isaac Sánchez, economista investigador de la UACJ, expuso que uno de los segmentos de la población más beneficiados son los trabajadores transfronterizos, que con visa de turista van y vienen de un lado a otro de la frontera, como las empleadas del hogar.

Apuntó que la larga espera ha significado una pérdida de ingresos para esas familias que radican de este lado de la frontera.

Agregó que el segundo beneficio para los juarenses es que nuevamente se tendrá acceso y disponibilidad de bienes y servicios.

Explicó que durante el tiempo en que los viajes han estado restringidos, los juarenses no tuvieron acceso a servicios y bienes de consumo a un menor precio, mejor calidad y más variedad a la que estaban acostumbrados.

“La mayor recuperación la tenemos en las actividades comerciales y servicios”, ahondó Sánchez sobre el tema.

Precisó que, al mismo tiempo, los comerciantes y empresarios estadounidenses mejorarán sus oportunidades de negocios porque los mexicanos regresarán a consumir a su país.

Sánchez consideró que el flujo de estadounidenses hacia Juárez continuará como hasta ahora, quienes consumen en las tiendas departamentales y contratan servicios, de tal manera que esta derrama continuará empujando positivamente a la economía de Ciudad Juárez.

En cuanto al tipo de cambio del peso frente al dólar en la frontera, Sánchez dijo que con la normalización del flujo de personas entre los dos países no se espera ningún impacto significativo.

Explicó que, en todo caso, éste sería temporal y poco significativo, debido a que las devaluaciones son determinadas por variables de la macroeconomía y este no es el caso de Juárez, porque aquí las exportaciones e importaciones de mercancías y materia prima continúan fluyendo y en el escenario internacional, por el momento, no hay nada que suponga una presión financiera de grandes dimensiones y alcances.

En cuanto a las actividades industriales en esta ciudad, el economista apuntó que éstas no han sido gravemente impactadas con el “cierre” de la frontera, lo que también ha favorecido a la estabilidad del peso.

Refirió que los puertos fronterizos han seguido abiertos para el flujo de mercancías y materias primas, entre éstos los ferrocarriles, aeropuertos y transporte terrestre.

‘Bajará presión socioemocional’

Eduardo Borunda, profesor investigador de la UACH, , confió en que paulatinamente se restablecerá ese intenso y constante intercambio social que había antes de la pandemia.

Ahora, añadió, muchos juarenses se reencontrarán con sus familiares y podrán visitar a sus enfermos e incluso despedirse de ellos cuando fallezcan, lo cual no estaba ocurriendo y producía preocupación y sufrimiento entre las personas.

Con la reapertura de los puentes, muchos juarenses tendrían la oportunidad de vacunarse al otro lado de la frontera con un esquema de cooperación binacional, generando con ello una comunidad más segura y saludable en la región, expuso el investigador social.

Listos para competir 

José Mario Sánchez Soledad, presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), consideró que autoridades de ambos lados de la frontera ahora deberán coordinarse para ver cómo se dará la reapertura y evitar largas filas en los cruces fronterizos. 

“Durante esta pandemia nos salimos de ritmo y estamos a buen tiempo de tomar medidas para evitar impactos en las líneas de los puentes, que es una gran preocupación, porque a pesar de que se cerró el tráfico a viajes no esenciales, los tiempos y las filas de espera no disminuyeron”, indicó.

Sin embargo, el Centro Coordinador Empresarial previó que en la recta final del año los juarenses se preparan para “derrochar” el dinero, lo cual ven como una desventaja para los locales, porque muchos consumidores de la región optarán por gastar en El Paso.

redaccion@redaccion.diario.com.mx

close
search