Economía

Baja 40% producción de frijol

Si no se resuelve problema, abrirán cupos de importación

Agencia Reforma
Agencia Reforma

Agencia Reforma

jueves, 16 enero 2020 | 06:00

Monterrey–Aunque el país está echando mano de los inventarios de frijol, la situación en México de esta leguminosa –una de las de mayor consumo– es preocupante, advirtió Miguel García Winder, subsecretario de Agricultura de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader).

El funcionario explicó que la alerta deriva de dos causas: la primera porque la caída en la producción de este grano en el 2019, provocada por la sequía del ciclo primavera-verano, resultó ser entre 35 y 40 por ciento, en lugar del 25 por ciento que de manera preliminar fue anunciada en diciembre del año pasado.

En términos de volumen, el recálculo arroja que en el año agrícola 2019, la cosecha sumó unas 717 mil toneladas.

El funcionario indicó que ésta es la segunda mayor baja en producción desde el 2011 para un año agrícola completo, es decir, sumando los ciclos otoño-invierno y primavera-verano.

Pero cifras del Sistema de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP), organismo de la Sader, detallan que es la segunda más baja en los últimos 17 años.

Detalló que la mayor producción de frijol en México es en el ciclo primavera-verano en los estados de Chihuahua, Zacatecas, Durango y Coahuila, y que el 85 por ciento de la siembra de esta leguminosa es de temporal.

“Las estimaciones que se compartieron a final del año pasado son del SIAP y ahorita tenemos otros datos donde vemos que hubo una afectación de entre el 35 y 40 por ciento de la producción en el ciclo primavera-verano”, aclaró.

“La razón por la que subió el precio del frijol es porque hubo menos producción en el verano y porque se movilizaron inventarios del pasado que se tenían en almacén y porque la gente esta preocupada por lo que va a pasar en el futuro”.

Reforma publicó el lunes de esta semana que el frijol sigue en una espiral alcista y que en la Ciudad de México y en Nuevo León el precio al mayoreo cotiza 44 y 62 por ciento más alto que hace un año.

Pero García Winder explicó que el segundo motivo de preocupación es por las menores lluvias que están presentándose en los estados productores de frijol en el ciclo de siembra otoño-invierno, cuya cosecha inicia a partir de marzo y abril del presente año.

“Lo que tenemos que ver es lo que va a pasar con las lluvias en la primavera; los números me tienen bastante preocupado; lo que vemos es que en enero están llegando entre un 25 y 30 por ciento menos de las estimaciones de lluvia que tenemos, esto sí nos está preocupando”.

El funcionario aseguró que si bien existe algo de faltante de frijol, en el país no hay desabasto total de esta leguminosa, ya que el mercado está siendo abastecido por los inventarios que había.

Adelantó que en caso de que los precios suban más, la Sader solicitará a la Secretaría de Economía la apertura de cupos.