Opinión

Medio ambiente: la agenda olvidada

¿Cuáles eran los principales temas en las campañas de quienes aspiraban a gobernarnos? ¿Los recuerda usted?

Elvira Maycotte
Escritora

miércoles, 16 junio 2021 | 06:00

¿Cuáles eran los principales temas en las campañas de quienes aspiraban a gobernarnos? ¿Los recuerda usted? Al revisar sus discursos definitivamente predominó el social, en el cual se incluye de manera importante la seguridad, la violencia de género y, sin necesidad de entrar a detalle, todos nos dimos cuenta de que el top lo ocupó, sin duda, la ayuda a través de becas… ¡Perdón! ¡Me olvidaba de los baches! con este supertema todos los que ocuparon la palestra sabían que tocarían el dolido corazón de los juarenses. 

También se oyó el tema de las guarderías y del seguro popular a nivel estatal. En lo que respecta a lo económico dijeron que se iba a apoyar la economía de las familias y hace unos días se escuchó al presidente municipal electo hablar sobre la importancia que tiene el suministro de la energía eléctrica para retener a la industria maquiladora, esto como un factor preponderante para no solo mantener, sino también elevar los niveles de competitividad de nuestra región. Sin embargo, no se habló de la diversificación y formalización que tanta falta hace.

No tengo presente que se haya enfatizado en un tema tan importante como lo es la educación, más la cuestión es que siendo todos, todos estos temas de suma importancia, hay uno que estuvo ausente en la agenda: el medio ambiente.

Sea quizá porque el inmediatismo, es decir, la premura por atender lo urgente, le tome ventaja a ocuparse de lo importante, es que se ha dejado en el olvido que el aire que respiramos y el agua que tomamos, son el fundamento de la vida. Es por eso que decidí compartir un mensaje sobre dos puntos que tocaré de manera muy breve.

El primero de ellos es constituir un sistema de áreas verdes que brinden servicios ecológicos a Ciudad Juárez. Pero ¿dónde y cómo? Lo primero es darse cuenta de que vivimos en un desierto y de que pequeñas áreas aisladas no ayudan mucho a revertir el efecto de las islas de calor que aumentan año tras año. Para ello es necesario encontrar a lo largo del área urbana superficies de dimensiones adecuadas separadas a determinada distancia para que trabajen en conjunto y de esta manera sumen sus efectos positivos. Por favor, que al urbanizar predios ya no se permitan áreas dispersas y sin articulación que ni sirven como lugares de encuentro social, ni brindan servicio ecológico. Con un estudio acucioso se pueden localizar polígonos que pueden sumarse a este fin y otra petición más: que ya no permitan grandes planchas de asfalto como estacionamiento que solo agravan el problema y no permiten que el agua de lluvia permee al subsuelo. Es un ecocidio seguir autorizándolos y, de hecho, considero que aun cuando ya es a toro pasado, se debe exigir la construcción de pozos de absorción -o “jardineras”, si así quiere usted llamarles- y la siembra de buena una cantidad de árboles que procuren un buen porcentaje de área sombreada a todas esas islas asoleadas que solo sirven para aumentar el calor y cocinarnos lentamente. Todo se debe adaptar a las problemáticas actuales y si se tiene que levantar algo de asfalto para lograrlo, hay que hacerlo. ¿Incentivos fiscales? Puede ser.

La basura es el segundo punto que se debe tomar en consideración: ¿para qué la reciclamos en casa, si finalmente se va a mezclar ya sea en el camión o en el basurero? Es necesario implementar programas para el tratamiento de residuos sólidos y podemos echar mano de ejemplos sobre este tema en nuestro país. También debemos educarnos en el tema de la reutilización y el reciclaje, y adentrarnos en el concepto de la economía circular. 

Muy de la mano con los anteriores va el tema cuidar el agua y junto con ellos la contaminación del aire y también del suelo. El cuidado de las reservas naturales debe ser inminente y su abordaje merece un espacio aparte.

Sí, Ciudad Juárez tiene muchos problemas por atender de manera urgente, pero recordemos que ya no es tan pequeña como para que se siga dejando pasar el tiempo sin atender los temas ambientales que ya están a nivel crítico: hacerlo solo agregaría complejidad al problema. Yo pienso que se han dejado pasar porque sus resultados son a mediano o a largo plazo y, por ende, políticamente son los que menos reditúan. Que no se espante nuestro próximo presidente municipal: hay especialistas que saben del tema y organismos internacionales que apoyan iniciativas de esta naturaleza. Esta agenda puede y debe trabajarse, rescátela, solo es cuestión de buscarle.

close
search