Opinión

A propósito de la jornada electoral

Como lo hemos señalado con anterioridad en estas páginas, el sello de la reciente jornada electoral fue la desorganización causada por los jaloneos que ocurrieron entre los consejeros del Instituto Estatal Electoral

Martín Chaparro Payán
Analista Político

viernes, 18 junio 2021 | 06:00

Como lo hemos señalado con anterioridad en estas páginas, el sello de la reciente jornada electoral fue la desorganización causada por los jaloneos que ocurrieron entre los consejeros del Instituto Estatal Electoral, los mismos que aún hoy se pelean la presidencia de dicho organismo.

Por lo que a nosotros respecta, debemos hacer la reflexión y la revisión del desempeño que tuvo nuestro instituto político en los recientes comicios. Nos toca también agradecer la respuesta del pueblo chihuahuense, que tuvo a bien respaldar el proyecto de nación que encabeza nuestro presidente, que es el mismo plan de transformación que enarbolamos desde esta trinchera.

¿Qué impresiones nos deja el desempeño de Morena en la pasada jornada electoral? En primer lugar destacamos que el apoyo popular a Morena ha crecido exponencialmente en nuestro estado, y en segundo lugar reconocer que no logramos el objetivo debido a los errores cometidos en el camino.

En cuanto al primer punto, si comparásemos el desempeño de otros partidos de reciente creación, quizá no encontremos similitud en cuanto al crecimiento exponencial que electoralmente tuvo Morena en los últimos seis años. Valga mencionar el debut y despedida de al menos tres institutos políticos.

Ahora bien, tan solo para darnos una idea, el Partido Acción Nacional se fundó en 1939 y no fue sino hasta 1992, 53 años después, que ganó su primera gubernatura en Chihuahua. En nuestro caso fundamos Morena en 2014 y con apenas siete años de vida recibimos más de 400 mil votos de chihuahuenses convencidos de que la Cuarta Transformación debe llegar a Chihuahua.

La gente que sigue a nuestro presidente continúa ayudándonos y respaldando nuestro movimiento desde sus casas, colonias, ciudades y pueblos. Por todo lo anterior es nuestro deber convertir a nuestro partido en un espacio de análisis, de discusión y de empatía con los más necesitados, un partido en el que nuestra sociedad encuentre cabida.

Si en el 2016 apenas habíamos logrado dos diputados plurinominales y recibido poco más de 30 mil votos en la elección para gobernador. Para 2018, habíamos logrado ocho diputados gracias al efecto AMLO.

Hoy, en 2021, sin Andrés Manuel en la boleta, hemos logrado ocho diputados de mayoría relativa, más cuatro diputados plurinominales, la alcaldía de Ciudad Juárez y de otros ocho municipios, incluidas las sindicaturas y regidurías.

Es un hecho que hemos avanzado y vamos caminando rumbo a un cambio en Chihuahua. Hoy nos toca trabajar bastante para lograr más triunfos y enmendar los errores cometidos.

Por lo que resta, nos toca reiniciar nuestra vida institucional para definir el rumbo de nuestro movimiento en pos de la unidad, el trabajo y la convicción de transformar la realidad de nuestro país y de Chihuahua.

P.D. Que no se sientan en caballo de hacienda los reaccionarios, ya no podrán engañar tan fácil al pueblo chihuahuense.

close
search