Nacional

Critican al Ejército mexicano por tomar posición política

El secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval, respaldó y se identificó públicamente con AMLO y su proyecto político, dijo el director de la HRW para América Latina

Associated Press

lunes, 22 noviembre 2021 | 21:30

Associated Press | Luis Cresencio Sandoval

Ciudad de México— El Ejército mexicano fue criticado hoy por inmiscuirse en la política, en un país en el que los militares han sido excluidos del debate político durante mucho tiempo.

Las críticas se centran en un discurso del secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresencio Sandoval —un general, como todos los anteriores_, que elogia el proyecto político del presidente Andrés Manuel López Obrador.

López Obrador define su gobierno como la “Cuarta Transformación” de México, en una referencia a otras tres grandes transformaciones del país en el pasado: la guerra de Independencia, la Reforma liberal de las décadas de 1850 y 1860, y la Revolución Mexicana de 1910 a 1917.

En un discurso el fin de semana, Cresencio Sandoval dijo que “como mexicanos es necesario estar unidos en el proyecto de nación que está en marcha”.

“Para nosotros es un timbre de orgullo poder contribuir a la transformación que se está viviendo, porque los esfuerzos que realiza su gobierno tienen origen en las necesidades legítimas de la mayoría de los mexicanos”, agregó.

El conservador Partido Acción Nacional dijo en un comunicado que ese “contenido político, no es propio de un militar, viola claramente el artículo 129”, una cláusula de la Constitución que prohíbe la actividad política de las fuerzas armadas.

El director ejecutivo de Human Rights Watch para América Latina, José Miguel Vivanco, escribió en su cuenta de Twitter que Cresencio Sandoval “respaldó y se identificó públicamente con AMLO y su proyecto político”.

“Cuando los militares se meten en política partidista la democracia peligra”, advirtió Vivanco.

La Secretaría de la Defensa Nacional no respondió a una solicitud de comentarios.

Después de décadas de revueltas militares y gobiernos de exgenerales, los oficiales militares dejaron de postularse a la presidencia en la década de 1940. A cambio, los gobiernos civiles protegieron durante mucho tiempo al Ejército del escrutinio o la supervisión externa.

Pero López Obrador ha ampliado de manera drástica el papel del Ejército en todo, desde hacer respetar la ley hasta la construcción y operación de aeropuertos y proyectos ferroviarios.

close
search