Juárez

Tras 12 horas de espera, llega Semefo por cadáver de indigente

'Yo lo reporté a las autoridades a las 5 de la mañana que me levanté', narró el pastor Alberto Rosales Espinoza

Gabriel Cardona / El Diario de Juárez
Cortesía

Hérika Martínez Prado
El Diario de Juárez

lunes, 14 septiembre 2020 | 19:06

Ciudad Juárez— Por más de 12 horas el cuerpo de un indigente permaneció sin vida dentro del albergue Arca de Noe, en espera de ser recogido por las autoridades. 

“Lo tenemos aquí, en el salón donde damos terapia, yo creo murió durante la noche madrugada. Yo lo reporté a las autoridades a las 5 de la mañana que me levanté”, narró el pastor Alberto Rosales Espinoza, director del albergue, después de permanecer 10 horas junto al cadáver. 

Dos horas y media después, personal del Servicio Médico Forense (Semefo) llegaron hasta la colonia Buenos Aires, al nororiente de la ciudad, para recoger el cuerpo.

De acuerdo con el pastor se trataba de un hombre de aproximadamente 40 a 42 años de edad, de quien dijo desconocer su identidad, ya que se negó a proporcionar su nombre y padecía de sus facultades mentales. 

“Primero me lo trajo la policía Municipal, era indigente, entonces me la trajeron una vez pero por el comportamiento no lo pude tener más tiempo y les hablé a las autoridades. Era muy agresivo y se quería desnudar y tocar a los demás. Se lo entregué nuevamente a las autoridades”, relató.

Dijo que el fin de semana agentes municipales lo volvieron a llevar y esta vez se lo dejaron con engaños.

“El sábado me lo trajeron nuevamente, me dijeron que lo recibiera y yo les decía que se lo llevaran a un psiquiátrico, pero me dijeron que lo recibiera e iban a mandar a otra unidad por él a las 11 de la mañana, eran las 6 –cuando lo dejaron-”, pero nunca regresaron por él.

Desde el sábado, el hombre que regularmente se arrastraba, pero “a veces se paraba y se quedaba estático”, permaneció en el albergue, donde tenía que estar alejado de los demás, debido a que “tenía problemas psiquiátricos muy graves”.

Esta mañana al despertarse, lo encontraron muerto, por lo que creen que murió desde la madrugada.

El pastor relató que al comunicarse con las autoridades acudieron “rápidamente” elementos de la Secretaría de Seguridad Pública Municipal (SSPM) y agentes Ministeriales, quienes describieron como la causa de muerte “a determinar”, sin embargo tuvieron que pasar horas para que acudieran por el cuerpo.

“Me dijeron que ‘no hay Semefo’, y yo no he podido salir a recabar ayuda para el albergue, aquí estoy con el cuerpo”, denunció el pastor antes de que acudieran para trasladarlo a las instalaciones estatales. 

Al solicitar información a Semefo sobre el retraso para recoger el cuerpo, se informó que estaban gestionando las diligencias en coordinación con el Ministerio Público para poder realizar el levantamiento.

Por su parte, la Fiscalía General del Estado, en la Zona Norte, no ha informado el retraso durante el proceso.