Juárez

Juárez, en riesgo de colapso

Pierden vida útil más de 35.7 km de colectores; reparaciones más urgentes requieren de 2 mil mdp

Gabriel Cardona/El Diario de Juárez
Omar Morales/El Diario de Juárez

Javier Olmos
El Diario de Juárez

lunes, 15 julio 2019 | 09:55

Ciudad Juárez— Más de 35.7 kilómetros de calle en toda la ciudad están en un inminente riesgo de colapso, debido a que los colectores instalados debajo ya vencieron su período de vida útil desde hace tiempo.

Un listado de calles con tuberías en riesgo que la Junta Municipal de Agua y Saneamiento (JMAS) dispuso a través de una solicitud de transparencia muestra que, en total, hay 66 calles y avenidas principales vulnerables a hundimientos.

Las que tienen mayor extensión en riesgo de colapsar son, entre otras, la calle Bolivia, que tiene mil 660 metros lineales de tubería obsoleta; la avenida Ejército Nacional, con 2 mil 410; y la avenida De Las Torres, con mil 740 metros.

Ante el peligro que representan debido a la eventual llegada de la temporada de lluvias, el director de la JMAS, Jorge Domínguez, informó que se está preparando un plan para volver a marcar con línea roja las zonas de riesgo.

El informe indica que otras arterias principales vulnerables son Valentín Fuentes, desde la calle Benemérito de las Américas hasta Ejército Nacional; Juan Pablo II, de desde Hermanos Escobar hasta Villarreal Torres; Juárez Porvenir, desde Faraday hasta Camino de la Esperanza; Ignacio Mejía, entre Francisco Villa y Lerdo, y entre Constitución y Bolivia; además de López Mateos, entre Hermanos Escobar y Franklin; y de la Raza, desde Tecnológico a Isaac Newton.

Asimismo las calles Fray García de San Francisco, Francisco Galarza, Camino Viejo a San José y Sorgo, esta última desde la avenida De Las Torres hasta la calle Valle del Cedro.

En el Centro y colonias circunvecinas, predominan bajo riesgo Segunda de Ugarte, la avenida Paso del Norte, Juan de Oñate, Artículo 123, Nicaragua, Tepeyac, Bolivia, Constitución, Lerdo, Ignacio Mejía, José María Arteaga, Fierro, Plomo y Tlaxcala. 

El presidente de la JMAS, Jorge Domínguez, dijo que para reparar los colectores más urgentes, la dependencia requiere al menos 2 mil millones de pesos.

Los datos proporcionados indican que entre 2017 y 2018, la descentralizada destinó apenas un 10 por ciento de lo que se necesita para atender el déficit mencionado por el funcionario.

En 2017, el primer año de la actual administración, la Junta de Aguas destinó 30.6 millones, en tanto que en el año posterior, fueron 105.1 millones de pesos.

Para este año, de acuerdo con informes de la descentralizada, se han intercambiado 4 mil 151 metros de tubería de 6 a 18 pulgadas, con una inversión aproximada de 39 millones de pesos.

Domínguez dijo que cada hundimiento de colector que surge en la ciudad cuesta a la Junta un promedio de un millón de pesos.

El funcionario refirió que un ejemplo de colectores con mayor urgencia de reposición es el ubicado debajo del bulevar Juan Pablo II, cuya extensión total es de 7 mil metros lineales y requiere alrededor de 100 millones de inversión.

En ese colector apenas se han repuesto mil 500 metros, en una primera etapa, y 280 en la segunda, que es el que se está colocando debajo del parque lineal frente a la colonia Fidel Velázquez. 

En el último mes la Junta atendió por lo menos siete hundimientos, uno de ellos calificado por Domínguez como “una caverna”, que se abrió en dicho bulevar y que fue instalado desde el año 1995, de acuerdo con la descentralizada.

Domínguez agregó que otro colector que necesita ser reparado con urgencia tiene una extensión de 800 metros y pasa por debajo del bulevar Manuel Gómez Morín, de la avenida Tecnológico al oriente.

Todavía el fin de semana, la dependencia atendió un socavón que surgió en la avenida Insurgentes y la calle Anastasio Bustamante, en la colonia Mascareñas  al caer las llantas traseras de un vehículo pesado en la línea dañada.

La JMAS Juárez informó que inició los trabajos de reposición de tubería de 24 pulgadas de diámetro, pero todavía se desconocía la longitud de tubería que habrá de reponerse.

En ese caso la dependencia informó que sobre los daños causados al vehículo, será la empresa aseguradora de la descentralizada la encargada de responder por los daños causados a la unidad.

Hay que recordar que en agosto de 2016 la descentralizada pintó más de 30 kilómetros de línea roja sobre avenidas donde había peligro de colapso por las malas condiciones de los colectores de aguas residuales. 

Domínguez no precisó tiempos, pero dijo que volverán a marcar las calles con pintura roja en aquellos colectores viejos, y de azul los que ya se repararon.

jolmos@redaccion.diario.com.mx