Caen dos hermanas por amenaza de bomba

En los nueve últimos días se han registrado 50 llamadas de este tipo

Miguel Vargas
El Diario de Juárez
lunes, 18 noviembre 2019 | 06:00
|

Ciudad Juárez— Dos hermanas fueron detenidas el pasado viernes por policías estatales acusadas de hacer una llamada al centro de emergencias donde se advertía de una bomba en la maquiladora Foxconn del área de Gerónimo-Santa Teresa, de acuerdo con fuentes extraoficiales de la Fiscalía.

En plantas maquiladoras fue el segundo caso en 24 horas en las que se dieron reportes de explosivos que obligaron a evacuar al personal y parar la producción.

En los nueve últimos días se han registrado 50 llamadas de este tipo en el centro de emergencias C-4, advirtiendo de explosivos en lugares masivos, pero sólo en los dos eventos de maquiladoras se detuvo a los presuntos responsables de los incidentes.

Aunque fue corroborada la información sobre esta detención, la Fiscalía Zona Norte no emitía hasta ayer algún reporte de los hechos, únicamente confirmó que durante este lunes serían presentadas para decidir su situación jurídica.

El incidente de la planta Foxconn de Gerónimo se generó cerca de las 10:30 horas del viernes 15 de noviembre y personal de Bomberos, Protección Civil, Sedena, Comisión Estatal de Seguridad (CES) y Policía municipal, tuvieron que trasladarse hasta aquel punto.

Cientos de empleados fueron evacuados, pero hasta el cierre de edición no se dio información oficial respecto a la manera en que se dio con el origen de la llamada que habrían hecho las presuntas responsables.

El escuadrón antiexplosivos de la CES revisó a detalle el edificio de la maquiladora confirmando que se trató de la amenaza simulada, pero que suspendió las labores de la empresa por al menos un par de horas.

Apenas un día antes de ese reporte, otros cientos de obreros de producción de la maquiladora Electrocomponentes III del parque Industrial, Ramón Rivera Lara, fueron evacuados por una falsa amenaza de bomba.

En ese evento también hubo dos detenidos de los cuales únicamente uno quedó ayer en prisión preventiva domiciliaria al declararse formal y legal su detención, luego de que personal de la misma empresa investigó quien habría realizado la llamada al centro de emergencias y puso a disposición de la autoridad el caso.