PUBLICIDAD

Estados Unidos

Pondrá EU fin a Título 42 en 5 semanas

Juez retrasa el fin de las restricciones de asilo hasta fines de diciembre

Associated Press

miércoles, 16 noviembre 2022 | 15:27

El Diario de Juárez | Grupo de venezolanos en el río Bravo

PUBLICIDAD

San Diego.- Un juez federal otorgó el miércoles al gobierno de Biden un aplazamiento de cinco semanas para poner fin a las restricciones de asilo de gran alcance, y escribió en letras mayúsculas que lo estaba haciendo “CON GRAN RESISTENCIA”.

El juez federal de distrito Emmet Sullivan reconoció en su breve orden que los abogados de las familias solicitantes de asilo no se opusieron a la demora y que la administración no impugnó su decisión, solo pidió tiempo para prepararse.

PUBLICIDAD

La política de la era Trump que niega los derechos de los migrantes bajo las leyes estadounidenses e internacionales para solicitar asilo por motivos de salud pública para prevenir la propagación de COVID-19 ahora finalizará el 21 de diciembre.

Sullivan dictaminó en Washington el martes que la aplicación debe terminar de inmediato para las familias y los adultos solteros, calificando la prohibición de "arbitraria y caprichosa". La administración no lo ha aplicado a los niños que viajan solos.

En cuestión de horas, el Departamento de Justicia le pidió al juez que permitiera que la orden entrara en vigencia el 21 de diciembre, dándole cinco semanas para prepararse. Los demandantes, incluida la Unión Estadounidense de Libertades Civiles, no se opusieron a la demora.

“Este período de transición es fundamental para garantizar que (el Departamento de Seguridad Nacional) pueda continuar llevando a cabo su misión de asegurar las fronteras de la nación y realizar sus operaciones fronterizas de manera ordenada”, escribieron los abogados del gobierno.

Sullivan, quien fue designado por el presidente Bill Clinton, escribió en un fallo de 49 páginas que las autoridades no consideraron el impacto sobre los migrantes y las posibles alternativas.

El fallo parece estar en conflicto con otro dictado en mayo por un juez federal en Luisiana que mantuvo las restricciones. El abogado de la ACLU, Lee Gelernt, dijo que la orden de Sullivan hace que el fallo de Luisiana sea discutible.

Si se mantiene el fallo de Sullivan, cambiaría la vigilancia fronteriza. Los migrantes han sido expulsados de Estados Unidos más de 2,4 millones de veces desde que la regla entró en vigor en marzo de 2020.

La práctica fue autorizada bajo el Título 42 de una ley más amplia de 1944 que cubre la salud pública.

Antes de que el juez de Luisiana mantuviera la prohibición en mayo, los funcionarios estadounidenses dijeron que estaban planeando recibir hasta 18.000 migrantes por día en el escenario más desafiante, un número asombroso. En mayo, los migrantes fueron detenidos un promedio de 7.800 veces al día, la cifra más alta de la presidencia de Joe Biden.

Los grupos de defensa de la inmigración han presionado mucho para poner fin al Título 42, pero los demócratas más moderados, incluidos los senadores estadounidenses Mark Kelly de Arizona y Raphael Warnock de Georgia, querían que se mantuviera cuando la administración intentó levantarlo en mayo.

La prohibición se ha aplicado de manera desigual por nacionalidad, recayendo en gran medida sobre los migrantes de Guatemala, Honduras y El Salvador —además de los mexicanos— porque México les permite ser devueltos desde Estados Unidos. El mes pasado, México comenzó a aceptar venezolanos que son expulsados de los Estados Unidos bajo el Título 42, lo que provocó una fuerte caída en el número de venezolanos que buscan asilo en la frontera de los Estados Unidos.

Las nacionalidades que tienen menos probabilidades de estar sujetas al Título 42 se han convertido en una presencia cada vez mayor en la frontera, confiadas en que serán liberadas en los Estados Unidos para continuar con sus casos de inmigración. En octubre, los cubanos eran la segunda nacionalidad más numerosa en la frontera después de los mexicanos, seguidos de venezolanos y nicaragüenses.

El Departamento de Seguridad Nacional dijo el miércoles que usaría las próximas cinco semanas para "prepararse para una transición ordenada a nuevas políticas en la frontera".

"Seguimos trabajando con países de todo el Hemisferio Occidental para tomar medidas coercitivas contra las redes de contrabando que atraen a los migrantes a emprender el viaje peligroso y a menudo mortal hacia nuestras fronteras terrestres y para abordar las causas profundas de la migración irregular que desafían a nuestro hemisferio como un completo", dijo el departamento.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

close
search