Estado

Ivannia, dos años de un crimen no resuelto

Su cuerpo se encontró en el tiro de una mina; aún no hay responsables

Staff
El Diario de Chihuahua

lunes, 26 julio 2021 | 14:08

La mañana del 25 de julio del 2019, Ivannia Perea de 19 años, fue privada de la libertad por hombres que ingresaron a su domicilio. Fue secuestrada junto a su padre, y su cuerpo hallado semanas más tarde en el fondo de un tiro de mina localizado en el municipio de Aquiles Serdán.

A dos años del crimen la familia aún clama justicia. No existen detenidos por su secuestro y homicidio.

En la conmemoración del segundo aniversario de esta muerte, la Asociación Justicia para Nuestra Hijas, compartió un mensaje en el que Josefina,  la madre de Ivannia expresa: "Hace dos años que te quitaron la vida, tu ausencia duele tanto pero el recuerdo de tu amor y de tu alegría serán eternos, viven en mí, mi niña."

El mensaje que se acompaña con imágenes que muestran a Ivannia en distintas facetas de su vida - en algunas de esas fotografías acompañadas de su padre, Martín Perea López - concluye con una frase firme: “En espera de justicia”.

Ivannia Perea Prieto estudiaba en la Facultad de Derecho de la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH) y era, según la definen sus amigos, “libre, extrovertida y no le tenía miedo a nada”.

Había cumplido 19 años, cinco días antes de que fuera privada de la libertad.

Esa mañana del jueves 25 de julio se disponía a ir a su trabajo cuando al intentar subir a su auto varios sujetos armados la sorprendieron y la obligaron a subir al mismo.

Su padre, del que se había despedido segundos antes, escuchó el forcejeo y al salir en su ayuda fue también obligado a ingresar a un automóvil.

Faltaban pocos minutos para las 9:00 de la mañana.

De acuerdo con allegados a las investigaciones, las cámaras instaladas en el Periférico de la Juventud captaron el avance de tres autos; en uno de ellos se presume que llevaban a Ivannia, en el otro a su padre y uno más iba escoltando. Pero el registró se perdió más adelante.

El celular de Ivannia, en cambio, permaneció dando señales del sitio por el que avanzaba hasta llegar al municipio de Santa Eulalia, donde el rastro se esfumó.

Su cuerpo se localizó en el interior de la mina, el 18 de agosto de ese mismo año.

close
search