Estado

Denuncian atropello de empresa nacional

Gasoducto que entra desde Ojinaga habría invadido 120 hectáreas de un productor que tiene rentados los terrenos

El Diario de Chihuahua

Orlando Chávez
El Diario de Chihuahua

lunes, 28 octubre 2019 | 08:15

Chihuahua— La empresa responsable del gasoducto que entra al territorio estatal desde Ojinaga habría invadido 120 hectáreas de un productor que tiene rentados los terrenos en el municipio de Aldama, pero debido a la invasión no le fue posible desarrollar sus proyectos. Gustavo Quezada, expuso que tiene un contrato que avala que rentó los terrenos meses antes de que la empresa colocara el ducto, el cual atraviesa la superficie por tres kilómetros. 

Por su parte la empresa Ienova, responsable de la obra, expuso que esta situación, la cual ya lleva casi tres años en los juzgados, será resuelta por la vía legal. Según el amparo promovido ante el Juez de Distrito en Turno del XVII Circuito, la empresa Ienova a través de Gasoducto Aguaprieta S. de R. L., invadió terrenos que están bajo un contrato de arrendamiento que data del 22 de marzo del 2016, el cual fue violentado ya que la empresa invadió los terrenos a lo largo de tres kilómetros para colocar el ducto. 

En el amparo se explica que Quezada rentó la superficie para desarrollar un proyecto de criadero de gallinas, para lo que ya había presupuestado un equipo especial para una inversión de 108 mil dólares, el cual no se desarrolló por la invasión de los terrenos. 

Según declaró el afectado, la empresa además de que le afectó sus proyectos, celebró un segundo contrato en la misma notaría en la que estableció el contrato que lo avala como el primero en derecho. 

Destacó que desde que se dio la invasión, su exigencia ha sido que sea retirado el ducto porque se violentaron sus derechos, ya que incluso pagó por la renta del terreno el cual no pudo utilizar. 

Agregó que se ha topado incluso con irregularidades, ya que en una ocasión el personal de la empresa lo denunció por exigir que respetaran la propiedad y los agentes de la Fiscalía actuaron en su contra a pesar de que él ya la tenía rentada. 

Añadió que el proceso legal ha avanzado lentamente, ya que la empresa ha recurrido a diversas acciones para retrasar la resolución. 

Enfatizó que la invasión no está justificada, ya que incluso había dejado parte de la superficie disponible en el supuesto de que el trayecto pasara por la superficie rentada, pero un día encontró que el ducto ya estaba en proceso de ser instalado. 

Precisó que el asunto está por ser resuelto por la juez Michelle Evangelista quien está en el Juzgado Cuarto de lo Civil por Procedimiento, por lo que confía que luego de más de tres años de que inició el proceso finalmente se le reconozca su derecho y la afectación que sufrió. 

Al pedir la postura de la empresa la respuesta fue: “En relación a una supuesta invasión a terrenos de un particular en el municipio de Aldama, IEnova reitera que siempre actúa con respeto al marco jurídico y puntualiza que de acuerdo con sus políticas, procedimientos y buenas prácticas, en su momento adquirió y pagó debidamente el derecho de vía sobre dicho predio donde se aloja una sección de su ducto. 

En ningún momento hubo una invasión. De forma posterior, han surgido algunas demandas de particulares que están siendo atendidas por los canales legales correspondientes”.