Pierden altura las aerolíneas

Las companías aéreas cerraron con las mayores pérdidas de los últimos cinco años

Reforma
lunes, 25 marzo 2019 | 07:36
Reforma

Ciudad de México— Los pasajeros que viajan en avión han resultado beneficiados gracias a la competencia de tarifas, pero las aerolíneas nacionales no viven la misma historia.
El año pasado, las tarifas de transporte aéreo cayeron 2.3 por ciento en promedio, pero las aerolíneas cerraron con las mayores pérdidas de los últimos cinco años, según sus reportes financieros.
Las empresas han transportado más pasajeros, pero los elevados costos laborales, el incremento en combustibles y hasta la depreciación cambiaria han afectados sus balances.
Aeroméxico obtuvo una utilidad operativa de 2 mil 749 millones de pesos en 2013 y el año pasado reportó 8.5 millones de pesos.
En contraste, su tráfico aéreo registró un incremento anual de 5.9 por ciento.
Interjet tuvo una pérdida operativa de 2 mil 207 millones de pesos, que contrasta con la utilidad operativa de 810 millones de pesos que obtuvo en 2013.
Aunque el año pasado movilizó a 13.8 millones de pasajeros, un aumento anual de 12 por ciento.
En el caso de Volaris, su agresiva campaña de bajas tarifas le hizo arrebatarle a Aeroméxico el primer lugar por movilización de pasajeros en 2018, al transportar 18.3 millones nacionales e internacionales.
Sin embargo, no salió bien librada, pues en 2018 tuvo una pérdida operativa de 881 millones de pesos, cuando en 2013 había logrado una utilidad de 387 millones de pesos.
Para Fernando Gómez, especialista de la industria de la aviación, la guerra por el mercado ha hecho que las empresas ofrezcan tarifas cada vez más bajas, las cuales en algunos casos no cubren los gastos operativos.
"Estamos viendo una competencia entre aerolíneas con tarifas en beneficio del público, pero no de ellas", explicó.
Asimismo, sostuvo, los costos operativos, incluidos combustible y tarifas aeroportuarias, se han incrementado de manera significativa.
Rogelio Rodríguez, experto en temas aeronáuticos, agregó que en el caso de Aeroméxico e Interjet hay una afectación por el costo de su nómina.
De 2013 a 2018, el gasto en nómina de Aeroméxico creció 64.3 por ciento al pasar de 8 mil 434 millones de pesos a 13 mil 860 millones de pesos, representando 19.7 por ciento de sus gastos totales de operación.
En tanto, en Interjet el gasto en nómina era hace cinco años de 762 millones 368 mil pesos y en 2018 cerró con 2 mil 135 millones de pesos, un aumento de 180 por ciento.
Consultada al respecto, Aeroméxico coincidió en que uno de los factores que afectó sus resultados financieros fue el aumento del combustible en pesos y la depreciación del peso frente al dólar.
Los costos de combustible de la empresa representaron el año pasado 28.8 por ciento de sus gastos de operación.
La aerolínea añadió que la sobreoferta de asientos que ha impactado en las tarifas que se ofrecen a los viajeros fue otro factor que afectó a la industria.