Texas

Sale libre bajo fianza expolicía blanco acusado de matar a mujer afroamericana

Aaron Dean, de 34 años, fue liberado luego de pagar 200 mil dólares el lunes en la noche

Agencias
martes, 15 octubre 2019 | 11:28
Agencias

Fort Worth – Un expolicía blanco de Fort Worth, acusado de homicidio luego de matar a una mujer afroamericana a través de la ventana de su casa, está libre bajo fianza, y el departamento aseguró a una comunidad en duelo que los investigadores se asegurarán de que se lleve a cabo una investigación exhaustiva en el caso, publicó el rotativo Chicago Tribune.

Según documentos de la cárcel, Aaron Dean, de 34 años, fue liberado luego de pagar su fianza el lunes en la noche, menos de cuatro horas luego de su arresto en un incidente que inició luego de que un vecino llamara por una puerta abierta. Dean estaba bajo arresto a falta de una fianza de 200 mil dólares. Durante el transcurso del lunes Dean renunció a su puesto, y el jefe de policía, Ed Kraus, indicó que hubiera sido despedido si no renunciaba.

Dean fue imputado por la justicia este lunes por el delito de homicidio por la muerte a tiros de Atatiana Jefferson, de 28 años, en la noche del viernes al sábado.

Kraus hizo público el nombre del involucrado y además prometió "una investigación exhaustiva, transparente y rápida".

"Mi intención era reunirme con él hoy para darle de baja del Departamento de Policía de Fort Worth. Sin embargo, el oficial presentó su renuncia antes de que nos reuniéramos", dijo.

El agente, empleado desde hace dos años por la Policía de Fort Worth, disparó a través de una ventana contra Jefferson.

Los familiares de Jefferson pidieron en conferencia de prensa que la policía de Fort Worth ceda el mando de la investigación a un servicio federal.

"Todos estamos desconsolados hoy. Atatiana era una joven hermosa, inteligente y sorprendente en todos sus aspectos, que fue injustamente arrancada de su familia", expresó por su parte la alcaldesa de Fort Worth, Betsy Price, en una conferencia de prensa.

La tragedia sucedió menos de dos semanas después de la sentencia a diez años de prisión de una policía blanca que en 2018 mató a un vecino afroamericano por una confusión en Dallas, a unos 50 kilómetros de Fort Worth.

El caso comenzó con una llamada a la Policía, en la noche del viernes, de un hombre preocupado tras ver la puerta de su vecina abierta por varias horas.

Dos agentes acudieron al lugar, recorrieron la casa y "observaron a una persona parada cerca de una ventana", según un comunicado policial. "Al percibir una amenaza, un policía sacó su arma de servicio y disparó", agrega el documento.

El oficial "no anunció que era policía antes de disparar", reconoció el teniente Brandon O'Neil.