Piden recursos para que ONG atienda VIH

En 2018 se registró un aumento de 15 mil 543 casos nuevos de esta enfermedad

Reforma
domingo, 07 abril 2019 | 20:32
Reforma

Ciudad de México— La Comisión Nacional de los Derechos Humanos reafirmó la necesidad de fortalecer el uso del financiamiento público para que las Organizaciones de la Sociedad Civil implementen proyectos de prevención, detección y acompañamiento del VIH.
La CNDH consideró que prescindir del trabajo que realizan las Organizaciones en materia de prevención y detección del VIH implicaría detrimento en las acciones dirigidas a grupos clave para dicha pandemia.
Por ello, llamó a las autoridades de salud a emitir la Convocatoria para la Implementación de Estrategias de Prevención del VIH y otras Infecciones de Transmisión Sexual, en la que se consideren mecanismos para la asignación, monitoreo, evaluación, inspección y vigilancia de los recursos públicos, sin menoscabo del papel fundamental que en la prevención de esta problemática de salud pública tiene la sociedad civil organizada.
La necesidad de la convocatoria se advierte, entre otros factores, ante el incremento en el número de personas que viven con dicha condición de salud en el país.
En 2017, los nuevos casos de VIH y de sida ascendieron a 14 mil 843, cifra que presentó un aumento importante durante 2018, registrándose 15 mil 543 casos nuevos.
Según la comisión, la Ley Federal de Fomento a las Actividades realizadas por Organizaciones de la Sociedad Civil establece los derechos de las organizaciones de acceder a los apoyos y estímulos públicos.
De acuerdo con la Ley, éstas deben coadyuvar con las autoridades competentes en la prestación de servicios públicos.
Además de que deben participar en la planeación, ejecución y seguimiento de las políticas, programas, proyectos y procesos que realicen las dependencias y entidades en la materia.
Por ello, la comisión coincide con el Manifiesto de las Organizaciones de la Sociedad Civil con trabajo en VIH, en que los recursos federales se aprovechen para construir entornos favorables que, en el mediano plazo, erradiquen el sida y controlen la transmisión del VIH.