Ordenan a SCT informar sobre Tren Maya

Se plantearán los costos, beneficios, estudios y planeación ejecutiva del proyecto de inversión

Reforma
miércoles, 20 marzo 2019 | 18:02

Ciudad de México— La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) deberá entregar a un ciudadano la información relativa al proyecto de la construcción del Tren Maya que recorrerá varios estados del País, resolvió el Pleno del INAI.
Entre la información que deberá buscar la SCT, informó el comisionado ponente Joel Salas, están todas las documentales que den soporte de los costos, beneficios, estudios y planeación ejecutiva del proyecto de inversión, incluyendo todas las expresiones que generen fichas técnicas.
Al exponer el caso, Salas indicó que un particular pidió a la dependencia esa información y, pese a que es la autoridad encargada de supervisar las comunicaciones por vías férreas, la Secretaría, a cargo de Javier Jiménez Espriú, aseguró no contar con datos al respecto.
"El análisis del caso arrojó que el sujeto obligado omitió realizar la búsqueda en la oficina del Secretario, así como en los centros de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en las entidades federativas de Tabasco, Chiapas, Campeche, Yucatán y Quintana Roo, las cuales en razón de sus atribuciones pueden conocer de lo que es interés del particular", expuso.
"Además, se encontraron comunicados de prensa de la Secretaría en los que su titular reconoce que la dependencia participaría en el proyecto del Tren Maya y que asistió a la reunión de evaluación del proyecto junto al Presidente y gobernadores del sureste del País".
El Tren Maya, ponderó Salas, es uno de los principales proyectos de la actual Administración, pero existe el riesgo que una mala planeación o ejecución incremente su costo.
"El Instituto Mexicano para la Competitividad señaló en un comunicado de prensa del 19 de marzo que existen diversos riesgos en materia económica para el desarrollo del proyecto", destacó.
"Primero, que exista un aumento del costo del Tren y que el Gobierno federal termine subsidiando una obra poco redituable; segundo, que existan repercusiones medioambientales en una zona gran diversidad biológica y cultural, cuya perdida sería invaluable".
Ante ello, consideró, es importante que la sociedad cuente con la información necesaria y que las autoridades transparenten toda aquella información relacionada con el proyecto.
"Los estudios ambientales y sociales no son meros requerimientos burocráticos, son medidas para prevenir violaciones a los derechos humanos de las personas que, en muchos casos, son poblaciones vulnerables que necesitan de la protección del Estado", enfatizó.