Buscan apropiarse de casa de Emilio Lozoya

El pasado 28 de mayo la FGR aseguró al exdirector de Pemex una residencia, como parte de la acusación por lavado de dinero

Reforma
miércoles, 12 junio 2019 | 07:22
Reforma

Ciudad de México— La Fiscalía General de la República (FGR) abrió ayer un plazo de 90 días naturales para que alguien reclame la residencia de Lomas de Bezares, propiedad del ex director de Pemex Emilio Lozoya Austin, o de lo contrario el inmueble causará abandono en favor del erario federal.

Se trata de la casa 11 en el condominio horizontal de la calle Ladera número 20, comprada en 38 millones de pesos por Lozoya a finales de 2012 y asegurada por la FGR desde el pasado 28 de mayo, como parte de la acusación por lavado de dinero contra el ex funcionario.
"En términos de lo dispuesto por el artículo 231 del Código Nacional de Procedimiento Penales (CNPP), no se podrá enajenar ni grabar el bien asegurado, y cuenta con un término de 90 días naturales contados a partir de la notificación, y transcurrido el plazo señalado, de no manifestar lo que a su derecho convenga, los bienes asegurados causaran abandono a favor del Gobierno federal", advirtió mediante un edicto América Lucena Rojas, agente del Ministerio Público.
Se presume que la casa es "objeto y producto" del delito, pues según publicó Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI), fue adquirida con fondos originados en una transferencia de 2.58 millones de francos suizos realizada el 1 de diciembre de 2012, que se atribuyen a pagos de la constructora brasileña Odebrecht.
La Fiscalía no podrá declarar unilateralmente al abandono de la residencia una vez pasados los 90 días, sino que tendrá que someter la decisión a un Juez de Control, y éste deberá verificar que se cumplieron las formalidades legales para notificar, según ordena el CNPP.
El domicilio para notificaciones a Lozoya es el de su abogado, Javier Coello Trejo, pero la FGR notificó por edicto, figura que el CNPP solo contempla "cuando se desconozca la identidad o domicilio de interesado", lo que implicaría que la FGR no tiene certeza sobre quién es el dueño.
Sin embargo, la Fiscalía sabe que Lozoya vivía en esa casa, pues envió agentes de la Policía Federal Ministerial a buscarlo el domingo 27 de mayo, pero ya no lo encontraron.
Según la publicación de MCCI, Luis Weyll, un ejecutivo de Odebrecht, declaró que en marzo de 2012 acordó pagar 4 millones de dólares a Lozoya por haber auxiliado a la firma brasileña en el proyecto Etileno XXI en Veracruz, durante el sexenio de Felipe Calderón.
Lozoya empezó a trabajar como Coordinador de Asuntos Internacionales del equipo de transición de Enrique Peña Nieto en septiembre de 2012, por lo que previamente no tenía impedimento para prestar servicios a empresas privadas y cobrar por ellos.
Sin embargo, ya como director general de Pemex, Lozoya era el jefe de funcionarios que a partir de 2014 adjudicaron directamente a Odebrecht contratos que sumaron 3 mil 247 millones de pesos y 85.2 millones de dólares.


Asegurada
El pasado 28 de mayo la FGR aseguró a Emilio Lozoya una residencia, como parte de la acusación por lavado de dinero.

$38 millones pagó Lozoya por la vivienda.
1,165 metros cuadrados tiene la edificación.

Ubicación
Casa 11 en el condominio horizontal de la calle Ladera número 20, en Lomas de Bezares.

Antigo propietario
- La casa era propiedad de María del Carmen Ampudia Cárdenas, esposa de Carlos Enrique Valenzuela Dosal, miembro del Consejo de Administración del Grupo Financiero Intercam.

Compra
A finales de 2012 el ex director de Pemex adquirió la vivienda mediante transferencias desde una cuenta en suiza en favor de Intercam Casa de Bolsa.