Dejaron pasadas recesiones a 150 mil sin empleo

Llaman a no adquirir deudas y saldar las existentes

Iris González
El Diario
jueves, 10 octubre 2019 | 06:00
Tomada de Internet |

Las dos más recientes recesiones económicas le arrebataron en conjunto a Juárez 150 mil 461 empleos formales.
De acuerdo con datos del economista investigador de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ) Isaac Leobardo Sánchez Juárez, en 2001 se perdieron 58 mil 811 trabajos, mientras que un informe del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) apunta que en 2009 fueron 91 mil 650 plazas las que se desaparecieron en esta frontera a consecuencia de otra crisis.
En la primera recesión, el producto interno bruto (PIB) estatal retrocedió un 3.7 por ciento, mientras que en la segunda fue de 9.9, muestran los datos del organismo.
Sánchez Juárez detalló que a nivel nacional, la crisis de 2001 duró muy poco y en todo México se perdieron 258 mil empleos, mientras que el PIB retrocedió 0.3 por ciento. En tanto en 2009, 600 mil personas perdieron su trabajo, cuando el PIB per cápita cayó un 8 por ciento
El economista comentó que en este tipo de casos las primeras que se ven afectadas son las exportaciones de México hacia Estados Unidos, desencadenando a su vez un efecto negativo en la producción y luego en el empleo, sobre todo en aquellas zonas que se dedican a esta actividad económica, como Ciudad Juárez.

Un estudio reciente de la National Association for Businnes Economics (NABE) mostró que el 72 por ciento de los economistas ahora predicen que ocurrirá una recesión entre 2020 y finales de 2021. Algunos expertos incluso han advertido que Estados Unidos está al borde de no sólo una corrección de un ciclo económico u otra recesión, sino un colapso completo del dólar estadounidense.
El experto de la UACJ comentó que de ocurrir otra crisis, el panorama que se espera es más grave que en 2009, pues en esa ocasión fueron solamente factores externos los que llevaron a que retrocediera la economía de México, mientras que en la actualidad se suma una serie de elementos originados dentro del mismo país, como son las políticas de austeridad del Gobierno federal.
Agregó que de acuerdo con sus investigaciones, desde finales de 2017 el país presenta una desaceleración y en 2018 se confirmó por la incertidumbre del cambio de Gobierno, mientras que en 2019 continuó de la misma manera.
“La recesión es cada vez más factible y lo que probablemente pudiera ocurrir tiene un componente diferente por lo que no se ha hecho internamente, es decir, no es solo el contagio externo de lo que se espera en Estados Unidos, sino también la incertidumbre de lo que ha generado la realización o no de inversiones en este nuevo Gobierno de México”, expresó.
“Al inicio podría ser como la del 2001, con una pérdida a nivel nacional de 300 mil empleos y dependiendo de lo que ésta dure, pudiera llegar hasta un millón de empleos formales perdidos”, agregó.
El experto apuntó que la zona que más pierde en una crisis de este tipo siempre es la frontera norte, por el contacto que tiene de las exportaciones.
Para evitar que la crisis afecte a las personas, recomendó no tener deudas y realizar a tiempo los pagos de sus tarjetas de crédito o departamentales, para evitar que suban los intereses.
“Lo que la gente debe hacer en estos casos es evitar todo tipo de endeudamientos en tarjetas, tiendas departamentales, aunque habrá gente que ya los ha contratado y hay que estar al pendiente de los pagos”, expresó.

[email protected]