Deportes

Tercer Tiempo: Paren las prensas, Juárez tumbó a las Chivas

A veces, cuando parece que ya todo se fue al infierno, existe un asomo de esperanza

Cortesía

Luis Miguel Rodríguez Cruz

sábado, 30 enero 2021 | 20:21

A veces, cuando parece que ya todo se fue al infierno, existe un asomo de esperanza. Ayer Bravos se despachó a las Chivas en el mismísimo estadio del Guadalajara. Lezcano y García fueron los artífices de semejante proeza. El triunfo es oro molido, oxígeno puro, agua en el desierto y todos los calificativos que se le quieran adjudicar. Ayer Juárez levantó la mano y nos dio a todos un aviso de que todavía no lo diéramos por muerto tan pronto en la competición. Esta vez la cosa fue distinta y el equipo de Luis Fernando Tena tuvo solvencia, control de balón, producción en medio campo y supo castigar cuando el rival le mostró fisuras. Ayer ciudad Juárez se fue a dormir feliz de la vida. 

Primer triunfo en la historia de Bravos a las Chivas en Guadalajara. Eso ya debe decir mucho y significar bastante para los fronterizos. Nuestro torneo es algo extraño, por no decir mucho: cualquiera puede ganarle a cualquiera y debemos estar orgullosos de que prácticamente cualquier equipo puede aspirar al título, no es como en España donde ya sabemos, siempre, quiénes van a ser campeones: el Real Madrid, el Barcelona o, últimamente, el Atlético de Madrid. Y para qué mencionar Italia donde solamente ruge un club: Juventus. Aquí en México hay competitividad, aunque haya muchos que gusten de la palabra irregularidad. Si Bravos jugara así todos sus partidos, como ayer, en otra posición estaría y el cantar periodístico sería otro. 

Uno podría verse tentado a concluir que Juárez ganó porque Chivas es un trapo viejo, una prenda íntima de mujer de la vida alegre que va y viene por todos lados y todo mundo hace lo que quiere con ella… pero después de ver el partido de ayer uno puede sentirse contento (por no decir orgulloso) de un equipo con ciertas limitaciones pero que nos ha sorprendido ya algunas veces, como por ejemplo aquel partidazo en Toluca el torneo pasado… en Toluca. Lo de Lezcano ayer es de otro nivel, de un futbolista que seguramente será pretendido por los mejores equipos de México en la próxima campaña. Aunque… no nos extrañe que haya solicitudes del extranjero para el paraguayo. 

Pero todo este contexto nos arroja como resultado un equipo de Bravos que ayer dio su mejor partido en lo que va del torneo y se llevó un merecido triunfo de Guadalajara. Triunfos son amores y a Bravos le urgía más que nunca. Que lo de ayer sea punto y aparte y sea un nuevo comienzo para los de Tena; capacidades las tienen, eso nunca lo hemos dudado, pero a veces el peor enemigo de Juárez son ellos mismos que se reducen a una mínima expresión. Pues bien, ayer se agigantaron a una altísima expresión. Felicidades por el triunfo.