Deportes

Roger Federer pierde en Wimbledon, quizás por última vez

El partido de hoy fue uno de los más frustrantes de su larga carrera

The New York Times

miércoles, 07 julio 2021 | 13:23

Associated Press

Wimbledon, Inglaterra - En la cancha de césped donde ganó un récord de ocho títulos individuales masculinos, Roger Federer fue derrotado por Hubert Hurkacz este miércoles en los cuartos de final de Wimbledon.

Con golpes de derecha y voleas equivocadas, Federer, de 39 años y sexto cabeza de serie, estuvo lejos de ser su mejor versión en la pista central, pero Hurkacz, el sembrado 14, todavía tenía que reunir el poder y el coraje para noquearlo.

Hurkacz, un polaco bondadoso que vive en Florida, nunca había pasado de la tercera ronda en Wimbledon ni de ningún torneo de Grand Slam. Pero este partido de cuartos de final, que duró solo 1 hora y 49 minutos, será el que quedará más incrustado en la memoria de ambos hombres y muchos más, si resulta que es el último partido de Federer aquí.

Federer jugó por primera vez en Wimbledon en 1998, ganando los títulos masculinos de individuales y dobles, y se convirtió en una estrella en 2001 al derrotar al siete veces campeón de Wimbledon Pete Sampras en la cuarta ronda en su primer partido en la cancha central. En 2003, ganó su primer título de Grand Slam en Wimbledon, derrotando a Mark Philippoussis en la final.

Aunque Federer es suizo, en Wimbledon se ha sentido como en casa desde hace mucho tiempo con la multitud en gran parte británica entusiasmada con su elegante juego y su discreta presencia en la cancha. Ha experimentado un gran éxito aquí, pero también una gran decepción. En la final de 2008, perdió ante su rival más joven Rafael Nadal en uno de los mejores partidos jamás disputados. En la final de 2019, no pudo convertir dos puntos de partido en su camino hacia la derrota contra su otro rival característico, Novak Djokovic.

El partido de hoy, uno de los más frustrantes de su larga carrera, podría haber sido el último en Wimbledon. Cuando terminó, Federer hizo sus maletas sin demora y saludó a la multitud con una breve pirueta antes de salir del césped y regresar a la casa club, con la cabeza ligeramente inclinada y una bolsa colgando de cada hombro.

"¡Un año más! ¡Un año más!", suplicó un fan mientras desaparecía de la vista.

Eso dependerá de Federer, que cumplirá 40 años en agosto.

close
search