Chocan Soroka y Wainwright en 3er duelo de la serie

Reanudan batalla Bravos y Cardenales

Associated Press
domingo, 06 octubre 2019 | 06:00
Associated Press | Adam Wainwright escucha preguntas en una conferencia

San Luis.- Este domingo, cuando el beisbol de octubre regrese a San Luis, Adam Wainwright subirá al montículo de los Cardenales otra vez, tal como ha ocurrido en muchos encuentros importantes durante los últimos 14 años.
El panorama pudo ser distinto. Si no hubiera sido por un canje pactado en diciembre de 2003, Wainwright quizás estaría lanzando por Atlanta en el tercer encuentro de la Serie Divisional de la Liga Nacional.
Nacido en el estado de Georgia hace 38 años y reclutado por Atlanta en la primera ronda del Draft de 2000, Wainwright cumplirá su 13ra apertura de postemporada, cuando los Cardenales enfrenten a Mike Soroka y a los Bravos.
En cuatro años, no se había realizado un juego de postemporada en San Luis.
“Siento esa energía de playoffs en la multitud cuando comienzan los juegos. Es algo que no se puede sustituir ni reproducir en otro lugar que yo haya visto en esta vida”, comentó Wainwright. “Simplemente es una sensación incomparable, así que estoy ansioso por tenerla. Me emociona volver a los playoffs”.
Los Bravos, campeones de la División Este, y los Cardenales, monarcas de la Central, dividieron honores en los primeros dos duelos de la serie en Atlanta. Paul Goldshmidt disparó un jonrón para que San Luis remontara y se impusiera por 7-6 en el primer compromiso, mientras que Mike Foltynewicz brilló en siete episodios durante el segundo, ganado 3-0 por Atlanta.
El primer equipo que llegue a tres victorias avanzará a la Serie de Campeonato de la Liga Nacional.
Dos días después del desempeño destacado de Foltynewicz, Soroka subirá al montículo por los Bravos. San Luis, sede habitual de postemporada antes de su mayor sequía en dos décadas, no parecería un sitio idóneo para debutar en playoffs.
Pero Soroka no es un pitcher ordinario.
El derecho de 22 años tuvo un récord de 7-1 y una efectividad de 1.55 en 16 aperturas como visitante durante el presente año. En casa, su foja fue de 6-3 y su promedio de carreras admitidas llegó a 4.14.
Aceptó una carrera limpia en 13 innings durante dos aperturas en mayo ante los Cardenales, incluidos seis innings eficientes de un juego en que se fue del Busch Stadium sin decisión.
“Es realmente bueno para concentrarse en cada pitcheo”, dijo ayer Brian Snitker, manager de los Bravos. “Es como si estuviera ganando pequeñas batallas dentro de un juego, con cada pitcheo, con cada bateador y en cada inning. Pienso que él entiende que cuando se mete en problemas, siempre está a un lanzamiento de resolverlos”.