Internacional

Rebrote de Covid en Europa tumba ideales de recuperación económica

Reaparición del virus llevó a algunas ciudades a usar medidas severas para contener el coronavirus

Associated Press / Peatones de la ciudad de París

The New York Times

viernes, 09 octubre 2020 | 12:05

Nueva York— Las esperanzas que quedaban de que Europa se estaba recuperando de la catástrofe económica provocada por la pandemia, prácticamente han desaparecido, ya que el virus letal ha reanudado su propagación rápidamente.

Francia, la segunda economía más grande de Europa, amplificó esta semana la preocupación ya que el gobierno rebajó su ritmo de expansión previsto para los últimos tres meses del año de un ya mínimo 1 por ciento a cero. En general, la agencia de estadísticas predice que la economía se contraerá un 9 por ciento este año.

La disminución de las expectativas es una consecuencia directa de la alarma por la reaparición del virus. Francia reportó casi 19 mil nuevos casos el pasado miércoles, un récord de un día y casi el doble del número visto el día anterior. El aumento llevó al presidente Emmanuel Macron a anunciar nuevas restricciones, incluido un cierre de dos meses de cafés y bares en París y áreas circundantes.

En España, el gobernador del banco central advirtió esta semana que la propagación acelerada del virus podría obligar al gobierno a imponer restricciones que producirían una contracción económica de hasta el 12.6 por ciento este año.

El economista jefe del Banco Central Europeo advirtió el pasado martes que los 19 países que comparten la moneda euro pueden no recuperarse del desastre hasta 2022, y los que dependen del turismo son especialmente vulnerables.

El verano se siente cada vez más como un recuerdo lejano.

En agosto, con la disminución de las tasas de infección, la eliminación de los cierres y muchos europeos que se entregaban al ritual sagrado de las vacaciones de verano, abundaban las señales de reactivación. Muchas economías europeas se expandieron dramáticamente a medida que la gente regresaba a las tiendas, restaurantes y destinos de vacaciones.

Pero la mayoría de los economistas asumieron que tiempos mejores sólo durarían mientras se pudiera contener el virus.

"La actividad del consumidor se desaceleró a finales de septiembre", dijo Moritz Degler, economista de Oxford en Londres. "Dado que es poco probable que la situación de salud mejore en el corto plazo, esperamos que la recuperación se desacelere nuevamente durante las próximas semanas".