Estado

La pandemia está en el transporte: usuarios

Aseguran pasajeros que concesionarios de la ciudad de Chihuahua utilizan menos camiones para ahorrar por lo que ponen en riesgo su salud

César Lozano
El Diario de Chihuahua

domingo, 09 mayo 2021 | 22:00

Gabriel Ávila / El Diario de Chihuahua

Chihuahua— A parte de las severas fallas y deficiencias del servicio de transporte urbano por el tiempo de demora, falta de última vuelta y el comportamiento de algunos choferes, a los usuarios les preocupa en particular su salud, ya que aseguran que los concesionarios utilizan menos camiones para ahorrar diésel y no les importa saturar las unidades, con todo y que en plena pandemia representa esto una seria amenaza a la salud. 

“Hay que llamarle al gobernador baquetón para que estos (los choferes) limpien los camiones, y el ViveBús; no asean los camiones ni los sanitizan para quitar el coronavirus, casi nos topamos cara con cara, estamos en pandemia. Todo el problema de la pandemia está en el transporte, para mí, yo les aseguro, porque los camiones van llenos pero para ellos es dinero y que siga la pandemia, mientras ellos ganen, … siguen peleándose el pasaje como toda la vida”, fueron las palabras de Oscar Maldonado, usuario de la ruta Ramiro Valles. 

Maldonado utiliza desde diciembre el transporte púbico, luego de que le retiraran la licencia de conducir por un problema de daltonismo, aunque asegura reconocer bien donde se ubica cada color y nota a la perfección cuando están encendidos. 

“En la última vuelta no nos podemos regresar a nuestros hogares porque ya no la echan, a lo mejor dan una mochada al transporte, porque llevan menos pasajeros y ya no les interesa cumplir. Si vienes de por el Tec de Monterrey a las ocho de la noche, pues mejor ve consiguiendo un Uber o un papalote”, enfatizó. 

Leticia González, usuaria de las rutas Aeropuerto y Jardines de Oriente, dijo llevar más de media hora esperando la ruta, como todos los días, y agregó que la deficiencia del servicio es un problema que sufre a diario. “Pésimo servicio, ellos, los concesionarios creen que las personas no tenemos derecho a tener un sistema de transporte, porque por ejemplo, para el sur las rutas pasan cada 40 minutos; también van muy llenos, se supone que estamos en contingencia como y debiera haber un control, pero ellos llenan la ruta a manera de que no quepa de una aguja, y los choferes manejan horrible, parece que llevan ganado en lugar de personas, por lo regular no dan la última vuelta y el interior casi siempre está sucio. 

El señor Armando Rodríguez, coincide en que el problema se concentra en la falta de control por parte de los inspectores de transporte, para obligar a los choferes a que cumplan con el compromiso de dar el servicio hasta el final de su jornada. 

“Ahorita los únicos que me sirven para transbordarme a mi casa son el Ramiro Valles y el Rosario, pero siempre tardan mucho para pasar en la última vuelta”, señaló. 

Luis Vega, camionero, asegura que él como chofer y muchos de sus compañeros sí respetan la Ley de Transporte y las disposiciones de las autoridades, acatando el aforo permitido, y con relación a las quejas sobre la última vuelta dijo: “De antemano la última vuelta muchos no la quieren echar porque no hay gente, el gasto y el consumo del diesel nadie se las da, y nosotros tenemos que llevar un mínimo de cuotas para llevárselas al patrón y ahorita con la pandemia es complicado porque tienen que salir los cosos, mínimo”, acotó. 

Evelyn, diferenció entre el servicio que dan los choferes conscientes, y los que no tienen una buena actitud para con los usuarios, “el servicio depende de los camioneros, hay unos que sí son feitos”, indicó, mientras que Isabel, usuaria del Ramiro Valles, volvió a mencionar la tardanza del servicio, “lo malo es que sí dura para pasar, pero en general bien”, asevero. 

La Dirección de Transporte indicó que la orden hacia los concesionarios y choferes es que los camiones no rebasen el 50 por ciento del aforo, con el fin de cumplir con las disposiciones sanitarias. 

A través de su enlace de comunicación social, Keila Ramos, la dependencia detalló que de manera habitual funcionan 34 líneas, con sus respectivos ramales, incluyendo la Ruta Troncal. 

La funcionaria, indicó que debido al bajo aforo, hay rutas que no están trabajando con el 100 por ciento de su flotilla, excepto en horas pico, mientras que otras rutas de alta demanda trabajan con toda su flotilla. En total, alrededor de 400 unidades. 

De acuerdo a los usuarios, las horas pico de las aglomeraciones se presentan a diario de 07:00 a 09:00 horas, de 13:00 a 15:00 y de 18:00 a 20:00 horas.

close
search