Viajes

Festín a la carta

Luisiana y Nueva Orleans se asocian al pescado y marisco, como también a la cocina creole

Agencia Reforma

lunes, 24 febrero 2020 | 13:58

Nueva Orleans— Luisiana y Nueva Orleans se asocian al pescado y marisco, como también a la cocina creole (criolla) y cajún (un legado de los expatriados canadienses del siglo 18). La combinación de ingredientes de origen francés, español, italiano, chino, cajún, africano y local convirtió la gastronomía de la zona en algo único. Y un producto infaltable de la temporada de Mardi Gras es el king cake (similar a la Rosca de Reyes). Aquí destacamos algunas recomendaciones culinarias, la mayoría de ellas en el Barrio Francés.

1.- El king cake es la Rosca de Reyes local durante Mardi Gras, con los colores oficiales (verde, oro y morado), y quien gana el muñeco debe pagar un nuevo pastel.

2.- El Louis Armstrong New Orleans International Airport, inaugurado en noviembre de 2019 y que costó mil millones de dólares, destaca por sus amplios espacios y por introducir al viajero en la experiencia gastronómica de la ciudad, con restaurantes como Emeril's Table (cocina local), Folse (de mar) y MoPho (asiática), comida rápida, Café du Monde, Lucky Dogs y hasta música en vivo. El reconocido chef Emeril Lagasse abrió locales de distintos perfiles en NOLA y no podía faltar uno en la terminal, nuevo orgullo citadino.

3.- Antoine's es el lugar más antiguo y selecto para degustar Oysters Rockefeller o Eggs Sardou. Con 180 años de servicio, abandera las delicias de la cocina criolla. Su descomunal cava alberga miles de botellas. Su anexo es el Hermes Bar, opción para tomar una copa antes de comer o cenar.

4.- Marilou, a un costado del Maison de la Luz, es un lugar de tendencia, estilo lounge parisino, para disfrutar una velada tranquila, entre sofás y una enorme biblioteca, conciertos íntimos y coctelería y vinos variados. Se ubica en el Warehouse District.

5.- Seaworthy ofrece calidad y creatividad en sus platillos de mar, con productos procedentes del Golfo, el Atlántico y el Pacífico en un restaurante de apariencia casera. Las ostras son de lo más fresco y la mejor elección.

6.- Basado en la gastronomía de origen criollo (francoespañola), y luego de más de siete décadas de actividad, el brunch de Brennan's es uno de los top del mundo. Qué mejor que empezar el día con un suculento almuerzo con cocteles, manzana al horno, sopa de tortuga, huevos y sus reconocidas bananas Foster.

7.- En plena Bourbon Street, el Desire Oyster Bar se especializa en recetas al estilo cajún, criolla y americana en general. Camarones, ostras, cangrejos, jambalaya... hacen las delicias de los comensales.

8.- Un ambiente de privacidad y elegancia predomina en Tableau, referente de las propuestas criollas y con variedad de influencias europeas y caribeñas en sus sabores. Mariscos, carnes, vinos y deliciosos postres compiten por igual.  

9.- MoPho apuesta por la cocina vietnamita moderna fusionada con un toque occidental. Localizado frente al enorme City Park, los jóvenes lo han convertido en tendencia gracias a un amplio menú de phos, sandwiches, aperitivos y bebidas.

10.- Una opción atractiva para desayunar, con todo y king cake de caramelo, ofrece Willa Jean, restaurante especializado en los platos sureños y la cocina local, con panes, cafés y coctelería al gusto.