Texas

Llamó 'borrachos' a inmigrantes; un dia después arrestan a su hijo por intoxicación pública

El alguacil Bill Waybourn hizo las declaraciones la semana pasada en la Casa Blanca, en el marco de la campaña del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas

Agencias
lunes, 14 octubre 2019 | 16:16
Agencias

Tarrant – “Estos borrachos atropellarán a tus hijos y atropellarán a mis hijos”, dijo el alguacil del condado de Tarrant, Texas, Bill Waybourn, sobre los inmigrantes el pasado jueves en una conferencia de prensa en la Casa Blanca. Un día después, su hijo fue arrestado por cargos de intoxicación pública y exposición indecente, publicó La Opinión.

El hijo adoptivo de Waybourn, Sergei, ya tenía un historial de arrestos por invasión de propiedad privada y agresión.

En un comunicado, el alguacil dijo que estaba “profundamente entristecido por las decisiones de Sergei“, agregando que su hijo se encuentra distanciado de la familia.

Waybourn había hecho las declaraciones en contra de los inmigrantes en la Casa Blanca en el marco de la campaña del Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE) contra el “activismo judicial”.

El oficial participaba en una rueda de prensa en la Casa Blanca con el director interino de ICE, Matt Albence, para denunciar decisiones judiciales recientes que, en su opinión, interfieren con la labor de la agencia contra los inmigrantes indocumentados.

Aunque muchos inmigrantes vienen a Estados Unidos en busca de “algo mejor para sus familias”, el problema, según Waybourn, es que “las mismas personas de las que huyeron […] han venido con ellos”.

“Esos son los que intentamos eliminar inicialmente de nuestro país”, subrayó Waybourn, cuyo condado es el 15 más grande de Estados Unidos (incluye partes de Dallas y Fort Worth).

Waybourn comparó los ataques contra los agentes de ICE con “la narrativa que se utilizó contra los soldados que regresaban de [la guerra en] Vietnam: están aniquilando a gente honorable que están haciendo cosas nobles, interponiéndose entre el bien y el mal”.

Por su parte, Albence condenó lo que consideró como el “activismo judicial” de tribunales que, en su opinión, atan las manos de ICE para hacer cumplir las leyes migratorias. Hacía referencia así a las decisiones de los tribunales de justicia, uno de los tres poderes del Estado junto al Congreso y el Gobierno, y que debe velar porque ninguno de estos dos incumpla la ley,

Quienes más se benefician de las decisiones judiciales, en su opinión, “son los extranjeros criminales que han sido arrestados por infracciones criminales en jurisdicciones locales y estatales”.

El pasado 26 de septiembre, Albence estuvo en el mismo podio de la Casa Blanca, acompañado de otros alguaciles, en el que reiteró sus ataques contra el “activismo judicial”, las jurisdicciones “santuario” que no cooperan con ICE, y la inacción del Congreso para eliminar los “resquicios legales” que, a su juicio, alientan la inmigración ilegal.

En las últimas semanas, varios jueces federales han emitido sendos fallos contra la detención indefinida de niños migrantes indocumentados más allá de los 20 días permitidos por acuerdo judicial ; la expansión de las deportaciones “exprés”, y el uso de órdenes de arresto de ICE en las cárceles.

El pasado viernes, tras las declaraciones del alguacil, dos tribunales sentenciaron en contra de la declaración de emergencia en la frontera, que ha permitido desviar fondos militares para la  construcción del muro; y contra la decisión del Gobierno de Donald Trump de negar visados y permisos de residencia a los inmigrantes que puedan necesitar ayudas públicas.