Wisconsin

Legislatura envía leyes antiaborto a gobernador

Mandan 4 proyectos de ley al demócrata Tony Evers, quien ha prometido vetarlos

Associated Press
miércoles, 05 junio 2019 | 12:23
Archivo

Madison – La legislatura de Wisconsin, con mayoría republicana, se aprestaba el miércoles a enviar cuatro proyectos de ley contra el aborto al gobernador demócrata Tony Evers, quien ha prometido vetarlos.

Uno de los proyectos que resta aprobar en el Senado se refiere al caso extremadamente inusual en que un bebé nace vivo durante un procedimiento de aborto. Juzgaría penalmente a los médicos que brinden atención a esos bebés. Los colegios de obstetras y ginecólogos dicen que las leyes vigentes protegen a los recién nacidos sanos bajo cualquier circunstancia, incluido un aborto fallido.

El presidente Donald Trump destacó el proyecto durante una visita al estado y se burló de Evers por su promesa de vetarlo.

La cámara baja aprobó los cuatro proyectos el mes pasado. Resta la aprobación del Senado, donde los republicanos tienen mayoría de 19-14. Pero ninguno será ley si Evers cumple su promesa de vetarlos, ya que los republicanos carecen de los votos suficientes para anular un veto.

La dinámica política en Wisconsin es muy distinta de los ocho años anteriores, cuando el gobernador republicano Scott Walker y una legislatura afín aprobaron varias medidas para limitar la interrupción del embarazo. El triunfo de Evers permite vetar esos proyectos que Walker probablemente hubiese aprobado.

Sin embargo, los políticos y activistas contra el aborto en todo el país se sienten envalentonados por el nombramiento de jueces conservadores a la Corte Suprema. Esperan que los tribunales federales ratifiquen leyes que prohíben el aborto antes de que el feto sea viable fuera del útero, la línea divisoria impuesta por el supremo en la decisión Roe v. Wade de 1973 que legalizó la práctica en todo el país.

Luisiana, Georgia, Kentucky, Mississippi y Ohio han aprobado leyes que prohíben el aborto apenas existe un latido cardíaco detectable, lo que sucede alrededor de la sexta semana de gestación. El gobernador de Missouri aprobó el mes pasado una ley que prohíbe el aborto a partir de la octava semana, salvo en caso de emergencia médica. Alabama fue más allá al prohibirlo en casi todos los casos, incluso de violación o incesto. Ninguna de estas leyes ha entrado en vigencia y se prevé que todas serán impugnadas en los tribunales.