California

Demanda Estado Dorado a Trump por regla de 'carga pública'

La media negaría la green card a miles de inmigrantes

Agencias
viernes, 16 agosto 2019 | 14:05
Agencias

Los Ángeles – El estado de California presentó hoy una demanda a la administración del presidente, Donald Trump, contra la nueva regla de “carga pública” anunciada el 12 de agosto por el director interino de Servicios de Ciudadanía e Inmigración (USCIS), Ken Cuccinelli, la cual entrará en vigor a partir del próximo 15 de octubre, publicó La Opinión.

Bajo esta regla, inmigrantes legales que viven en Estados Unidos serán definidos como una “carga pública” si reciben “uno o más beneficios públicos designados” durante más de 12 meses en un período de 36 meses, informó Cuccinelli. La medida cambia las reglas y procesos que harían más difícil acceder a la Green Card o a la ciudadanía para inmigrantes legales que han usado servicios como asistencia alimentaria (estampillas de comidas), subsidios de vivienda, o programas de salud.

n una rueda de prensa el Fiscal General de California, Xavier Becerra, informó que está liderando una coalición multiestatal para “impugnar ante los tribunales la Regla Final de Inadmisibilidad de la Administración Trump por motivos de Carga Pública, conocida como la ‘Regla de carga pública del Departamento de Seguridad Nacional (DHS)'”, según el comunicado de prensa.

De acuerdo con la demanda presentada en el Tribunal del Distrito Norte de California, “la Regla se dirige a los inmigrantes que trabajan y a sus familias al crear nuevas barreras innecesarias para la admisión legal a los Estados Unidos”. Además, la querella asegura que dicha regla “desalienta a los inmigrantes elegibles que trabajan duro y a sus familias a acceder a programas críticos de salud, nutrición y vivienda que complementan sus modestos salarios y los ayudan a llegar a fin de mes. La Regla crea un estándar tan estricto que, si se aplicara a los ciudadanos de todo el país, se consideraría que una parte sustancial sería una ‘carga pública'”.

Analistas aseguran que California sería el estado más afectado por esta medida migratoria ya que éste alberga a más de 10 millones de inmigrantes y la mitad de todos los niños en el estado tienen un padre inmigrante. Además, según un análisis reciente del Instituto de Políticas Migratorias (MPI), en California hay 3 millones 59 mil inmigrantes indocumentados.

“Esta cruel política obligaría a los padres y familias que trabajan en todo el país a renunciar a necesidades básicas como alimentos, vivienda y atención médica por miedo. Eso es simplemente inaceptable”, dijo Becerra. “En California sabemos que dar la bienvenida e invertir en todas las comunidades fortalece a toda nuestra nación”, y agregó, “Lucharemos contra esta regla ilegal en cada paso del camino”.

Por su parte el Gobernador de California, Gavin Newsom, afirmo que este “último movimiento de la administración federal para denigrar a los inmigrantes es importante para nosotros, en un estado donde la mitad de nuestros hijos tienen al menos un padre inmigrante. Esta nueva regla, diseñada para crear miedo en las familias inmigrantes, es cruel y amenaza nuestra salud pública. Eso no es lo que somos en California, y no lo que somos como estadounidenses. Estamos haciendo frente a la Administración Trump en los tribunales para proteger nuestra economía, nuestras familias y nuestros valores más sagrados “.