PUBLICIDAD

Salud

Tiempo frente a pantalla retrasa el desarrollo

Según un estudio, los niños de un año expuestos por más de cuatro horas al día experimentaron menos habilidades de comunicación y resolución de problemas a los 2 y 4 años

The New York Times

lunes, 28 agosto 2023 | 12:23

The New York Times

PUBLICIDAD

Los niños de un año expuestos a más de cuatro horas de pantalla al día experimentaron retrasos en el desarrollo de las habilidades de comunicación y resolución de problemas a los 2 y 4 años, según un estudio publicado hoy en The Journal of the American Medical Association Pediatrics.

La investigación también encontró que los niños de 1 año que estuvieron expuestos a más tiempo frente a la pantalla que sus compañeros mostraron retrasos a los 2 años en el desarrollo de la motricidad fina y las habilidades personales y sociales. Pero estos retrasos parecieron disiparse a los 4 años.

El estudio no encontró que el tiempo frente a la pantalla causara los retrasos en el desarrollo, sino que encontró una asociación entre los bebés que estuvieron expuestos a más tiempo frente a la pantalla y los retrasos en su desarrollo. Ese patrón bien podría explicarse por el valor del tiempo cara a cara para los niños pequeños, dijeron los expertos.

¿Por qué importa?

David J. Lewkowicz, psicólogo del desarrollo del Yale Child Study Center, dijo que la interacción cara a cara entre padres e hijos es crucial para brindarles a los bebés un conjunto rico de información, incluso sobre cómo las expresiones faciales, las palabras, el tono de voz y la retroalimentación física se combina para transmitir lenguaje y significado.

“No sucede cuando estás mirando la pantalla”, dijo, y agregó que los resultados de la investigación no lo sorprendieron.

Los hallazgos, realizados por académicos en Japón, se extrajeron de cuestionarios sobre el desarrollo y el tiempo frente a la pantalla, que se entregaron a los padres de casi 8 mil niños pequeños. En general, se descubrió que los bebés expuestos a niveles más altos de tiempo de pantalla eran hijos de madres primerizas que eran más jóvenes, con ingresos y niveles de educación en el hogar más bajos, y aquellos que sufrían depresión posparto (se informó que solo el 4 por ciento de los bebés estuvo expuesto a pantallas durante cuatro o más horas al día, mientras que el 18 por ciento tenía de dos a menos de cuatro horas de tiempo de pantalla al día y la mayoría menos de dos horas).

El estudio observó una “asociación entre dosis y respuesta” entre el tiempo frente a una pantalla y los retrasos en el desarrollo: cuanto más tiempo frente a una pantalla pasaban los bebés, más probable era que mostraran retrasos en el desarrollo.

¿Qué sigue?

Los autores del estudio señalaron que la investigación no distinguió entre el tiempo de pantalla destinado a ser educativo y el tiempo de pantalla más centrado en el entretenimiento. Los estudios futuros, agregaron los investigadores, deberían explorar ese ángulo.

Lewkowicz dijo que los padres le preguntaban regularmente cuánto tiempo de pantalla era la cantidad correcta. Su respuesta: “Hable con su hijo tanto como pueda, cara a cara tanto como pueda”, dijo.

Pedirle a los padres que retengan todo el tiempo de pantalla de sus bebés no era práctico, dijo: “Ningún padre escucharía eso. Solo tiene que ser con moderación. Con una gran dosis de interacción social de la vida real”.

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search