Salud

¿Por qué algunos pacientes con coronavirus pierden el sentido del olfato?

Estudio determinó recientemente los tipos de células en la cavidad nasal superior más vulnerables a la infección por Covid-19

El Diario de Juárez

miércoles, 29 julio 2020 | 11:23

La pérdida temporal del olfato, o anosmia, es un síntoma común del Covid-19, y un estudio determinó recientemente los tipos de células en la cavidad nasal superior más vulnerables a la infección por SARS-CoV-2.

El equipo de investigación, dirigido por neurocientíficos de la Harvard Medical School, descubrió que los tipos de células no neuronales pueden ser responsables de la pérdida del olfato en pacientes con coronavirus. Sus hallazgos fueron publicados recientemente en Science Advances, informó Fox News.

"Nuestros hallazgos indican que el nuevo coronavirus cambia el sentido del olfato en pacientes, no infectando directamente las neuronas sino afectando la función de las células de soporte", dijo Sandeep Robert Datta, autor principal del estudio y profesor asociado de neurobiología en el Instituto Blavatnik de Harvard.

Este hallazgo implica que es poco probable que la infección cause daño duradero y pérdida persistente del olfato.

"Creo que son buenas noticias porque una vez que la infección desaparece, las neuronas olfativas no parecen necesitar ser reemplazadas o reconstruidas desde cero", dijo Datta. "Pero necesitamos más datos y una mejor comprensión de los mecanismos subyacentes para confirmar esta conclusión".

Un estudio separado y no relacionado encontró que casi el 90 por ciento de pacientes con coronavirus vio una mejora en el olfato en cuatro semanas. Los investigadores evaluaron a 202 adultos con síntomas leves en el Hospital Regional de Treviso, en Italia. A las cuatro semanas, el 89 por ciento de los pacientes, que informaron un inicio repentino de alteración del sentido del olfato o del gusto, vieron una mejoría completa de los síntomas.

Según los investigadores de Harvard, se sabe que otras infecciones virales (incluidos los coronavirus) tienen un tiempo de recuperación del olfato de meses. Se sabe que estas infecciones infligen daño directo a las neuronas sensoriales olfativas. En estos virus, las respuestas inflamatorias pueden causar cambios en la percepción del olor, aunque algunos casos de anosmia relacionada con COVID-19 han ocurrido sin inflamación nasal.