Salud

Cómo evitar que tus lentes se empañen al usar cubrebocas

Te compartimos estos cuatro trucos para evitar esta molestia

Tomada de Internet

Agencias

lunes, 26 octubre 2020 | 12:23

Quienes usamos lentes sabemos lo molesto que puede ser que se empañen y te impidan la vista. Aunque eso suele suceder principalmente en el invierno, esto cada vez se ha hecho más común ahora que tenemos que usar un cubrebocas cada que salimos de casa.

Los lentes se empañan cuando usamos un tapabocas por la diferencia de temperaturas que hay entre el exterior en el que están tus lentes y la temperatura de tu aliento que sale por la parte superior del cubrebocas, publicó Salud 180.

Para evitar que se empañen cuando sales a hacer el súper o porque eres un trabajador esencial, te compartimos estos trucos súper fáciles y que seguramente no se te habían ocurrido.

Usa un poco de jabón para trastes

Por extraño que parezca, el jabón para trastes hará que tus lentes dejen de empañarse. Sólo necesitas tomar una gotita y tallar las micas con tus dedos y enjuagarlos. Cuando sequen se creará una barrera que evita que se empañen con el cambio de temperatura.

Si lo vas a hacer diario, te recomendamos hacerlo cada tercer día para que tus micas no se maltraten.

Usa crema para rasurar

La glicerina que tiene la crema para rasurar para proteger a tu piel de las cortadas también protegerá tus lentes ante los cambios de temperatura.

Haz lo mismo que el jabón para trastes. Pon un poco en tus dedos, talla gentilmente las micas y enjuágalas.

Usa un pañuelo facial como protector

Si no quieres usar los remedios anteriores, una solución fácil es usar un pañuelo facial entre tu boca y tu cubrebocas para evitar que se empañen.

Dóblalo y colócalo entre tu boca y el tapabocas (por dentro) para que absorba la húmedad del aire caliente de tu aliento y evite que se empañen tus lentes.

Aprovecha tus lentes

Otra solución fácil es acomodar el cubrebocas de manera que los lentes queden encima de él e impidas de esta manera que el aire caliente dé directo a tus micas.