PUBLICIDAD

Opinión

Vialidades de Juárez, destruidas

El exgobernador Javier Corral Jurado destruyó las vialidades de nuestra ciudad, pretextando un supuesto “maratón de obras”

Francisco Ortiz Bello
Analista

domingo, 08 mayo 2022 | 06:00

PUBLICIDAD

El exgobernador Javier Corral Jurado destruyó las vialidades de nuestra ciudad, pretextando un supuesto “maratón de obras”, justo al final de su administración nos indigestó con un montón de proyectos, algunos inviables, otros mal hechos y mal diseñados, algunos más inútiles o inservibles, pero eso sí, todos sin consultar a nadie de esta frontera sobre la procedencia o utilidad de los mismos.

Utilizando recurso público se construyeron puentes mal hechos y mal trazados, que por su diseño defectuoso han sido causa de numerosos accidentes automovilísticos, otros aún continúan sin terminar, debido a incumplimiento de contratistas y por supuesto a la premura con la que fueron licitadas y contratadas todas estas obras.

PUBLICIDAD

Sin consultar a colegios o asociaciones de ingenieros, ni a organismos de la sociedad civil, ni universidades, ni cámaras empresariales, ni al gobierno municipal, a nadie pues, el gobernador Corral decidió unilateralmente qué era lo mejor para nuestra frontera, o al menos lo que él creyó que necesitábamos, y así se iniciaron decenas de obras por toda la ciudad convirtiendo nuestras calles en verdaderas zonas minadas, como campos de guerra.

Los puentes o gazas, pasos vehiculares deprimidos, el BRT o Juárez Bus y las ciclovías pretendieron ser un programa integral para mejorar la movilidad de los juarenses, pero en los hechos resultó todo lo contrario.

La reducción de carriles por toda la Panamericana, Tecnológico, Paseo Triunfo de la República y 16 de Septiembre, así como por la Gómez Morín para la construcción de la segunda troncal del BRT, sin que la primera esté funcionando adecuadamente, ha convertido el tráfico vehicular en un verdadero nudo gordiano en las horas pico, bueno, no, en realidad los congestionamientos vehiculares se presentan ya a cualquier hora, además de los constantes accidentes entre autos, causados porque no existe la delimitación de los nuevos carriles en la mayoría de las avenidas o calles afectadas por las obras.

Sin embargo, los problemas de falta de fluidez en la vialidad no se limitan solo a los automovilistas que circulan por las calles mencionadas, ya que, al ser estas avenidas principales que atraviesan toda la ciudad, tanto de norte a sur como de oriente a poniente, afectan de manera natural la circulación en todas las calles que descargan o alimentan tráfico en sus cruces, conflictuando así la vialidad de toda la ciudad.

No es una exageración afirmar que la circulación vehicular en Juárez, ya es un problema serio, tanto por las horas-hombre utilizadas en los traslados (que han aumentado considerablemente), como por el natural incremento en combustible que se traduce en afectación económica también, además de la contaminación ambiental que se produce.

No es solo la construcción de las troncales y pretroncales del BRT lo que ha obstaculizado la vialidad en nuestras calles. En calles menos grandes o importantes, pero que desahogan el tránsito local de comerciantes y habitantes, existe otro problema quizá igual o mayor que el de las avenidas principales afectadas por el Juárez Bus.

Me refiero a calles como De la Raza, 5 de Mayo, Insurgentes y otras similares del Centro Histórico, del Pronaf y en la zona de El Chamizal, en donde se construyeron 30 kilómetros de ciclovías con un proyecto que modificó por completo esas vialidades y que significó una inversión de 47 millones de pesos.

En su gran mayoría son calles de tres o cuatro carriles, que permitían el estacionamiento de quienes habitan en la zona, o de clientes de comercios, más dos carriles de circulación para los automóviles. En algunos casos de un solo sentido y en otros de ambos.

El proyecto impulsado por el Gobierno estatal redujo uno de esos carriles, el de extrema derecha casi en todos los casos, para construir por ahí la ciclovía, pegada al cordón de la banqueta y marcando los espacios para estacionamiento de los autos, lo que deja para la circulación de vehículos automotores un solo carril libre, con toda la problemática que eso representa.

Los mismos ciclistas, que en realidad son pocos, no se sienten seguros o animados para utilizar dicho carril exclusivo para ellos, es muy común ver en esas calles a los ciclistas circular en contrasentido a la ciclorruta por los carriles de automovilistas o por las banquetas.

Un proyecto de movilidad urbana, presentado en 2016 por el IMIP, que incluía los BRT y las ciclovías, reconoce que el uso de bicicletas en Juárez, como medio de transporte, es sumamente bajo: “Cabe destacar que de acuerdo con la Encuesta OD2006 (Encuesta OD Origen-Destino 2006. IMIP) los desplazamientos en bicicleta no alcanzan siquiera el 1%”, dicho porcentaje se refiere al total de desplazamientos de los juarenses en los diferentes medios de transporte o movilidad urbana.

Hoy, esa millonaria inversión en la ciclovía, no ha redituado ni siquiera en cuanto al beneficio de los ciclistas, es fácil darse cuenta a simple vista recorriendo las calles, que los ciclistas no la utilizan, incluso los pocos juarenses que utilizan ese medio de transporte, y con eso no quiero decir que porque sean pocos no merezcan contar con espacios seguros para circular, pero las acciones de gobierno siempre deben estar enfocadas al beneficio de las mayorías, de los grupos más numerosos de ciudadanos.

En ese orden de ideas, la construcción de ese proyecto está afectando a muchas más personas de las que beneficia, es una lógica simple, y son afectaciones importantes en la vialidad, en la movilidad, en la seguridad (aumento de accidentes) y hasta en la economía de negocios. 

Incluso, la misma percepción de los juarenses, en general, no es positiva hacia esa obra, porque no se le ve la utilidad real de su construcción. En un sondeo subido a la página de Facebook Reporte Juárez (https://bit.ly/3FnCbeO), con la pregunta “¿Usas las ciclovías?” Más de 472 juarenses en total respondieron, de los cuales 280 dijeron que no las usan, 123 contestaron que no les interesa y 68 dijeron que sí las utilizan. Las proporciones hablan por sí mismas.

Insisto, no se trata de ir en contra de que los ciclistas tengan mayor seguridad al circular por las calles, al contrario, pero lo cierto es que la actual ciclorruta no les ha resuelto ese problema, es más, son verdaderamente pocos los ciclistas que las utilizan, pero sí han afectado de manera muy importante la circulación vehicular en las zonas donde se construyeron. Es mucho mayor el daño ocasionado y a más personas, que el beneficio obtenido por un número infinitamente menor que representan los ciclistas.

Resulta un total contrasentido argumentar la seguridad de los ciclistas en defensa del proyecto, cuando el resultado global de la obra es todo lo contrario, porque esas calles se han convertido en más inseguras para los automovilistas, al reducir de dos a un solo carril de circulación, es decir, se brinda seguridad a unos (suponiendo que los ciclistas las usaran) pero se aumenta la inseguridad de otros. Incongruencia total.

Sin duda alguna, las autoridades estatales y municipales deben revisar a fondo la utilidad de las ciclovías, la real utilidad, así como las complicaciones que ha ocasionado y evaluar en estricto apego al beneficio de las mayorías, para decidir lo que proceda. Hoy por hoy, es una obra que no resuelve nada (o muy poco) pero que sí ocasiona bastantes problemas en un amplio sector de la ciudad.

Esta obra, junto con los BRT, han convertido el tráfico vial de la ciudad en un verdadero problema de movilidad, de economía, de inseguridad y hasta de competitividad para las empresas. Por tanto, la autoridad está obligada a solucionar esos problemas cuanto antes, ya que el costo final se le carga a los juarenses y esa es precisamente la obligación de nuestras autoridades: resolver la problemática de los ciudadanos.   

Francisco Ortiz Bello

fcortizb@gmail.com

PUBLICIDAD

ENLACES PATROCINADOS

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

close
search