Prevención y atención de la trata de personas

Antes de adentrarnos al funcionamiento de la ley es importante precisar que debemos entender por este delito

Olivia Aguirre Bonilla
Académica
viernes, 08 febrero 2019 | 06:00

El 14 de octubre de 2017 fue publicada en el Periódico Oficial del Estado la Ley para la Prevención, Combate y Erradicación de la Trata de Personas y Protección, Atención y Asistencia a las Víctimas en el Estado de Chihuahua. Dicha ley ha tenido diversos cambios desde su entrada en vigor, toda vez que en junio de 2018 se reformó y adicionó el artículo 19, asimismo en octubre de 2018 se reformaron los artículos 38 y 40. Pero no fue sino hasta el 23 de enero del presente año con la instalación formal del Consejo que comenzó a tomar vida la ley.

Pero antes de adentrarnos al funcionamiento de la ley es importante precisar que debemos entender por trata de personas, pues comúnmente se relaciona con explotación sexual, sin embargo, esta conducta delictiva tiene muchas más vertientes. El artículo 10 de la Ley General para Prevenir, Sancionar y Erradicar los delitos en materia de Trata de Personas y para la Protección y Asistencia a las Víctimas establece que es toda acción u omisión dolosa de una o varias personas para captar, enganchar, transportar, transferir, retener, entregar, recibir o alojar a una o varias personas con fines de explotación. Ahora bien, se entenderá por explotación de una persona a la esclavitud; condición de siervo; prostitución ajena u otras formas de explotación sexual; explotación laboral; trabajo o servicios forzados; la mendicidad forzada; la utilización de personas menores de 18 años en actividades delictivas; la adopción ilegal de persona menor de 18 años; el matrimonio forzoso; tráfico de órganos, tejidos y células de seres humanos vivos y experimentación biomédica ilícita en seres humanos.

Una vez que precisamos la multiplicidad de conductas que conllevan al delito de trata de personas podemos observar la relevancia y trascendencia de esta ley estatal, pues es de suma importancia que las autoridades tanto estatales como municipales en el ámbito de sus respectivas competencias desarrollen políticas públicas, planes, programas y acciones para prevenir, combatir y erradicar este delito, así como atender a las víctimas de manera integral.

Asimismo, la ley contempla al Consejo para la Prevención, Combate y Erradicación de la Trata de Personas y Protección, Atención y Asistencia a las Víctimas en el Estado, quien tendrá entre otras facultades el impulsar las campañas de prevención, combate y erradicación; realizar campañas de sensibilización, información y capacitación a los servidores públicos y sociedad en general; implementar acciones y medidas que permitan identificar a las víctimas y posibles víctimas y vigilar la aplicación y adecuado ejercicio de los recursos del fondo con base en el Programa Estatal. Este Consejo está integrado por diversas dependencias estatales, los presidentes municipales de Juárez, Nuevo Casas Grandes, Cuauhtémoc, Chihuahua, Delicias e Hidalgo del Parral, representantes de organizaciones de la sociedad civil, Poder Legislativo, Judicial, Comisión Estatal de Derechos Humanos y expertos académicos. 

Consejo del cual formo parte como académica en representación de la UACJ, labor que afrontaré con responsabilidad, consiente del gran reto que como Consejo enfrentamos para lograr la eficacia de la ley, y sin perder el optimismo de que así sea, pues me queda claro que es un trabajo conjunto con necesaria continuidad.

Resalto el interés de las autoridades de visibilizar y atender la trata de personas en el estado, aunque también señalo que aún falta la creación de una Fiscalía Especializada para la Investigación de la Trata de Personas, misma que deberá contar con ministerios públicos y policías especializados, recursos humanos, financieros y materiales que requiera para su efectiva operación, pues de no crear la Fiscalía Especializada se estaría incumpliendo con la obligación señalada en el artículo décimo cuarto transitorio de la Ley General para Prevenir, Sancionar y Erradicar los delitos en materia de Trata de Personas y para la Protección y Asistencia a las Víctimas.

Por tanto, si se quiere entrar de lleno a atender esta problemática, se tiene que contemplar a corto plazo la creación de la Fiscalía Especializada, pues de lo contrario todo se quedará en la buena voluntad del estado, y las víctimas seguirán quedando ocultas y será difícil identificar a aquellas víctimas potenciales.