Opinión

Fronteras de Latinoamérica en Juárez

Durante esta semana que hoy termina se realizó en nuestra ciudad un evento por demás importante, trascendente.

Francisco Ortiz Bello
Analista

sábado, 20 julio 2019 | 23:03

Durante esta semana que hoy termina se realizó en nuestra ciudad un evento por demás importante, trascendente. Tuvo sede en Ciudad Juárez el Tercer Congreso Latinoamericano de Ciudades Fronterizas, en el que participaron 22 presidentes municipales de igual número de ciudades pertenecientes a 15 países de Latinoamérica, abordando temas sobre la problemática común a las ciudades fronterizas: comercio, migración, narcotráfico, seguridad pública, entre los más frecuentes.

Desde el miércoles 17, día en que empezaron a llegar los alcaldes de las ciudades fronterizas a nuestra ciudad, abrieron actividades por la tarde con una magna conferencia de la doctora en Relaciones Internacionales por la Universidad de Oxford, Mónica Serrano, quien actualmente se desempeña como profesora-investigadora del Centro de Estudios Internacionales de El Colegio de México, también es Senior Research Associate del Centro de Estudios Internacionales de la Universidad de Oxford y Senior Fellow del Instituto Ralph Bunch de Relaciones Internacionales de la Universidad de la Ciudad de Nueva York.

En su exposición, la investigadora del ColMex aseguró que “… la migración es un fenómeno profundamente edificante y positivo que ha construido estados, como el propio Estados Unidos”, y de acuerdo con la nota publicada en este Diario, agregó: “… el movimiento de personas no se detendrá, y aunque a veces se presenta como problema o como un desafío que no tiene solución, en el mejor de los casos puede ser manejado bien administrado”.

“Otro efecto que la académica propone para atender el fenómeno, es enseñar la urgente necesidad de generar políticas y estrategias de migración, así como protección, ampliando los canales legales por la vía de visas, acuerdos temporales y asistencia y protección a  la población desplazada”.

“No todos los movimientos encajan en la misma categoría y por consiguiente demandan soluciones propias y de raíz, ir a las bases del problema”, señala en su nota mi compañera Araly Castañón, sobre la conferencia magistral de la investigadora.

Así fue como dio inicio este evento, con expositores de la talla internacional de Mónica Serrano, y con participantes de similar nivel académico y de investigación. Participaron alcaldes de países como Honduras, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Colombia, Venezuela, Brasil, Chile, Ecuador, México y Estados Unidos.

Pero yo quiero resaltar especialmente la importancia del evento porque, además de lo que naturalmente implica por sí misma una cumbre de alcaldes de ciudades fronterizas de 15 países de Latinoamérica, hay que agregar la oportunidad, pertinencia y relevancia  del tema migratorio que es, en estos momentos, un verdadero dolor de cabeza para las ciudades fronterizas del norte de México. Un evento del más alto nivel en el tema de problemáticas en las fronteras entre países de América Latina.

También es necesario destacar el hecho de que haya sido nuestra ciudad, la sede dicho magno evento. Con la mala fama que nos precede en el mundo, no resultaba sencillo convencer a presidentes municipales y sus funcionarios acudir a Ciudad Juárez por espacio de cuatro días. 

Pero vamos por partes. Un evento de esta magnitud no es sencillo organizarlo, planearlo y realizarlo, por la dificultad de las agendas que implica, por lo logística que se requiere pero, principalmente, porque la ciudad sede debe contar con toda la infraestructura turística y urbana para tal efecto. Ser anfitriones de tantos presidentes municipales, sus asesores, sus funcionarios y demás participantes en el Congreso, no es cosa sencilla de ninguna manera. Ciudad Juárez, el Ayuntamiento de Ciudad Juárez lo hizo con bastante dignidad y decoro.

Por parte del municipio de Juárez fueron la Secretaría Técnica, la Secretaría Privada, la Dirección de Relaciones Públicas y el IMIP las dependencias encargadas de coordinar todos los esfuerzos, y cuyos titulares dieron muestra de que en México, en Ciudad Juárez, se pueden realizar eventos de tal relevancia internacional.

Pero también hubo organismos internacionales que pidieron incluso sumarse a esta iniciativa cristalizada en nuestra ciudad. Tal es el caso de Flacso, la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (Flacso) que es una organización intergubernamental regional autónoma para América Latina y el Caribe, dedicada a la investigación, docencia y difusión de las ciencias sociales. Fue creada el 16 de abril de 1957 por iniciativa de la Unesco en la Conferencia Latinoamericana de Ciencias Sociales en Río de Janeiro, y que pidió ser incluida en la organización y desarrollo del 3er Encuentro Latinoamericano de Ciudades Fronterizas, en nuestra frontera.

Por supuesto, otra de las instancias promotoras y organizadoras fue la Olaccif (Organización Latinoamericana y Caribeña de Ciudades Fronterizas), quienes además tuvieron aquí su sesión ordinaria anual, en la que renovaron el consejo directivo de su Comité Ejecutivo Internacional, siendo una grata sorpresa que el presidente municipal de Juárez, Armando Cabada Alvídrez, resultó electo por unanimidad como presidente de dicho organismo, lo que si duda alguna es para Juárez y los juarenses no sólo motivo de orgullo y satisfacción, sino que representa ya un importante liderazgo en América Latina de todos los juarenses, representado en la persona de Armando Cabada.

Fue durante la mañana del jueves, previo al arranque del Tercer Congreso de Ciudades Fronterizas, cuando se desarrolló la Asamblea Anual en la que Julio Robles Guevara, expresidente de Tulcán, Ecuador, rindió su último informe de actividades, y entregó la presidencia del organismo a Cabada. En el marco de esta reunión se definió a la ciudad de Foz Iguazú, Brasil, como sede de la próxima asamblea en el año 2020.

El liderazgo de Armando Cabada, entre las ciudades fronterizas latinoamericanas, estará sustentado en un bien planeado y detallado programa de trabajo conformado por cuatro ejes de acción. Luego de rendir la protesta protocolaria respectiva, Armando Cabada indicó que la primera de las líneas de acción será fortalecer la membresía de Olaccif al ampliar el número de ciudades participantes y mantener un contacto permanente entre los diversos miembros; la segunda es establecer un intercambio de experiencias a través de un esquema que permita conocer de fondo la problemática general y las diversas formas en que ha sido atendida; el tercer eje es buscar el financiamiento común a problemáticas con proyectos de desarrollo en conjunto, a fin de comparar resultados y aplicaciones; por último, el cuarto eje, dijo que será necesario establecer esquemas reales de cooperación económica mediante productos y servicios que sean promovidos por las ciudades participantes en ferias de exposición.

Dentro de los trabajos del Congreso, se desarrolló el panel "Mercados ilegales y seguridad fronteriza" con la participación de Francisco Javier Martínez, de la Fundación Internacional para el Desarrollo de Gobiernos Confiables; Manuel Dammert, académico investigador de la Pontificia Universidad Católica del Perú; Ricardo Romero, alcalde del municipio de Ipiales, Colombia; y Markus Gottsbacher, de la Oficina de las Naciones Unidas contra las Drogas y el Delito de la Ciudad de México.

Otro panel fue el de “Cooperación Intermunicipal transfronteriza: bunenas experiencias para el desarrollo”, y sirvió de marco para la presentación del libro “Integración y paradiplomacia transfronteriza: experiencias comparadas desde el Río Bravo hasta la Patagonia”, escrito por Nahuel Oddone, jefe de Promoción e Intercambio de Políticas Sociales del Instituto Social del Marco Sur en Paraguay y  José María Ramos García, dentro del desarrollo del panel también tuvieron participación Alfonso Herrera Robles, coordinador de Planes y Programas del Instituto Municipal de Investigación y Planeación (IMIP); Cecilia Sarabia, investigadora de la Universidad Autónoma de Chihuahua; Manuel Dammert, especialista del PUCP en la Ciudad de México y Francisco Enríquez de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales de Quito, Ecuador.

Hubo varios paneles más y otros conferencistas de igual calidad y trascendencia en sus temas. Imposible dar cuenta aquí en este breve espacio de todo lo que ocurrió durante esos cuatro días en nuestra ciudad, solo concluir que Ciudad Juárez demostró, ante el mundo, que es una ciudad próspera, pujante y en pleno desarrollo, con toda la capacidad de asumir el liderazgo en la fronteras de  Latinoamérica. 

Armando Cabada recibió a los invitados en su calidad de alcalde anfitrión y al final los despidió ya como presidente de la Olaccif. Actividades como este Tercer Congreso Latinoamericano de Ciudades Fronterizas nos ponen en alto ante los ojos del mundo de forma positiva. Más eventos de estos por favor.