Opinión

Capacidad y pluralidad en el Gobierno de Juárez

Estoy plenamente consciente del reto que tenemos en frente, del contexto histórico y geográfico en que vivimos, y con base en ello creo que podemos construir, podemos desarrollar

Cruz Pérez Cuéllar
Político

domingo, 19 septiembre 2021 | 06:00

Las grandes ciudades del mundo comenzaron su edificación desde cero hasta lograr un lugar de ensueño, un espacio donde los ciudadanos pueden vivir pacíficamente; si bien, los problemas no desaparecen nunca y siempre hay algo que mejorar, que renovar, también se puede respirar tranquilidad porque los problemas se suscitan uno a uno, o de dos en dos, pero no todos juntos, ese es el resultado de atender las crisis cuando se presentan y no cuando hacen caos.

Claro que hay ciertos lugares, en distintos momentos de la historia que nos inspiran: la Gran Antenas del Siglo de Oro, o la Florencia del Renacimiento, la Roma Imperial o de la República, Alejandría en el período de Alejandro Magno; y por supuesto la bellísima arquitectura colonial plasmada en gran parte de América Latina como en la grandiosa Cartagena de Indias, allá en Colombia, o Morelia, la antigua Valladolid en México; y desde luego, que en esta lista aparecen otras ciudades del mundo prehispánico que dejaron huella imborrable a través de la arquitectura maya o azteca.

Estoy plenamente consciente del reto que tenemos en frente, del contexto histórico y geográfico en que vivimos, y con base en ello creo que podemos construir, podemos desarrollar; hay condiciones para estar convencidos de ello porque queremos dejar una base sólida que permita la edificación de una gran ciudad. 

Porque Juárez no solamente se erige sobre las arenas del desierto y en el valle que dio paso al Río Bravo, sino que hay monumentos acumulados en siglos de historia que nos permiten edificar sobre una miríada de hechos bárbaros como heroicos, de clamor como de resistencia; que estuvo presente en la lucha de Independencia, como en la segunda Invasión Francesa y la Revolución, se transforma en la puerta de México y entrada a Latinoamérica con la separación de Texas y Nuevo México. 

Es un referente de resiliencia, pero también de desarrollo económico y de soporte para el estado y el país; no es otra frontera más de México, es la frontera de México.

Con estos elementos podemos levantar nuestra ciudad, y habremos de consolidar lo que se ha hecho bien en el pasado, pero también de corregir lo que no se hizo bien, lo que perjudicó los intereses de la gente. En ello ya estamos trabajando desde el primer minuto que tomamos protesta el pasado 10 de septiembre.  

Estoy convencido de que el factor principal del progreso de Ciudad Juárez está en su gente, en el pueblo, en los sectores sociales, que con la guía adecuada, la coordinación permanente, podremos sacar adelante los proyectos de mayor necesidad y rescatar aquellos que presentan mayor rezago. Posteriormente vendrá otra etapa que conlleva la estabilidad, el momento anhelado por ciudadanos y autoridades.

Para enfrentar el gran reto que tenemos enfrente tuvimos que echar mano de perfiles de gran experiencia y capacidad, pero también de arraigo y que comparten con nosotros su amor por esta tierra. 

Conformamos un equipo de trabajo que responde a esa exigencia, que no es otra que la misma exigencia del pueblo, que nos ha pedido servidores públicos que no vengan a improvisar, con credenciales limpias en la administración pública, y de alto desempeño en su área de especialidad.

Es un gabinete plural, que no responde a cuotas políticas y sí a las necesidades del Gobierno municipal. Naturalmente muchos de los directores nos han acompañado en el desarrollo de este y otros proyectos, y ahorita ocupan una cartera con la confianza de que harán un trabajo bien hecho porque no les dimos una canonjía, les otorgamos una oficina con mucho trabajo y problemas para resolver, y pronto.  

Tenemos especialistas del ramo, que no tienen que ver con la política, que saben lo que tienen que hacer en su área y eso nos alienta, porque conociendo su buena disposición, habrán de entregar excelentes resultados, no esperamos menos.

Hablaré solo de algunos casos, por respeto al espacio que nos brinda esta casa editora, y que agradecemos mucho.

El secretario del Ayuntamiento, Héctor Ortiz Orpinel, además de la responsabilidad y los buenos resultados que ha rendido en cada uno de los cargos que ha ocupado, posee un perfil adecuado para la encomienda, en lo técnico como en lo práctico; como licenciado en derecho por la Facultad de Derecho de la UACH, con una maestría en derecho político y administración pública también por la misma universidad, y el doctorado que cursa en administración pública por el Instituto Internacional de Derecho y el Estado (IIDE). Ha sido coordinador parlamentario en el Congreso del Estado, asesor jurídico del Poder Legislativo,  y de la Oficialía Mayor del Ayuntamiento de Chihuahua, ha sido delegado Federal de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SER), entre otros. 

La Tesorera Municipal, Dayira Raquel Fernández, tiene licenciatura en contabilidad por el Instituto Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad Juárez. Se ha desempeñado en varios cargos administrativos en el sector privado, es experta en gestión y administración de recursos financieros, elaboración de presupuestos, aplicación de los mismos, coordinación de proyectos, elaboración de programas de financiamiento, elaboración de programas de amortización de pago y técnicas de auditoría. Conoce muy bien los números, pero también el uso eficiente de los recursos.

En la dirección de Planeación y Evaluación fue nombrado Emilio Flores Domínguez, exdiputado federal, licenciado en Economía por el Tec. de Monterrey, tiene un Diplomado en Políticas Públicas por la Universidad de Barcelona/ITESM. En el servicio público ha trabajado en el Consejo Nacional de Fomento Educativo (Conafe) como director de Área, en la Comisión Nacional Forestal (Conafor), director general adjunto y además fue delegado estatal en Chihuahua del Banco Nacional de Obras y Servicios Públicos (Banobras).

No puedo dejar de mencionar a Adriana Fuentes Téllez, directora de Proyectos Especiales, quien es una reconocida empresaria, política y activista de Ciudad Juárez, con una trayectoria amplia en cada uno de los ámbitos en los que se ha desarrollado. Excandidata a la Presidencia Municipal, una mujer con visión y preparación en escuelas de mayor prestigio como la UACJ, ITESM, Campus México, entre otros. Exdiputada local y federal, una apuesta interesante para lograr el desarrollo de nuestra frontera.

José Luis Anaya, fue designado como contralor municipal, es un reconocido profesionista y académico juarense, que cuenta con licenciatura en Administración de Empresas por el Instituto Tecnológico de Ciudad Juárez (ITCJ), una Maestría en Administración por la misma casa de estudios y un doctorado en Administración en la Universidad Autónoma de Chihuahua (UACH). Se ha desempeñado en diversos cargos en el sector público y privado, además tiene una vasta trayectoria como catedrático de su alma mater, el ITCJ, institución a la que también ha servido como funcionario.

En la Dirección General de Desarrollo Social fue designado Arturo Urquidi Astorga, exlíder sindical, exdiputado; ha fungido como regidor y presidente municipal del municipio de Ojinaga. Es un hombre que conoce las necesidades de los juarenses y ha vivido de cerca su historia, posee gran capacidad para solucionar problemas y en este momento es uno de los grandes requerimientos de nuestra frontera.

Por su parte José Mauricio Padilla, coordinador de Gestión Ciudadana, es un maestro jubilado, activista social, precursor y fundador de Morena en el Estado y actual Consejero Nacional. Obtuvo su licenciatura como maestro de Educación Primaria en la Escuela Normal Rural J. Guadalupe Aguilera, en el Estado de Durango, así como la especialidad en Ciencias Sociales e Historia en la Escuela Normal Superior de Ciudad Victoria, Tamaulipas. Desde la edad de 18 años ha participado en movimientos y partidos de izquierda. 

En Obras Públicas, se optó por Daniel González García, un especialista en el ramo, arquitecto y constructor, con 20 años de experiencia, con una visión profesional y profunda sobre las carencias de nuestra ciudad en esta materia. Es egresado del Instituto de Arquitectura, Diseño y Arte (IADA) de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez (UACJ) y está certificado profesionalmente en Integrated Project Management Harvard University Graduate School of Design.

En la Dirección de Desarrollo e infraestructura se designó a Karen Mora López, una joven activista social y militante de Morena, quien ha desarrollado diversos cargos partidistas y en la función pública como asesora de regidores en el gobierno de Chihuahua, secretaria particular en la Comisión de Asuntos Interinstitucionales dentro del Congreso del Estado, jefa de Programas Preventivos en el gobierno de Cuauhtémoc, asesora de la presidencia municipal de Guerrero y auxiliar del presidente del Comité Ejecutivo Estatal de Morena.

La tarea en seguridad pública no admite improvisaciones, por ello fue designado César Omar Muñoz Morales, quién ya tiene la experiencia en el cargo, es licenciado en Derecho por el Centro Cultural Universitario de Ciudad Juárez, y tiene maestría en Seguridad Ciudadana por la Escuela Estatal de Policía; fue coordinador especial de la Agencia Estatal de Investigaciones, en Ciudad Juárez y Chihuahua y subcoordinador Regional en la Policía Estatal Única, División Investigación en la Zona Norte.

Existen perfiles muy valiosos en el equipo que hemos conformado, a todos los considero apropiados para el cargo, lamentablemente tenemos límite de espacio, pero quisiera cerrar mencionando a dos activistas sociales, que se han abierto paso desde abajo, trabajando directamente con la gente, muchas veces sin una remuneración, pero siempre han demostrado una gran pasión en lo que hacen, me refiero a Ernesto Guevara Vázquez, quien ocupa la Dirección General de Servicios Públicos Municipales y a Julio César De la Cruz, director general de Asentamientos Humanos, ambos morenistas y con gran espíritu de servicio a la gente.

close
search