Ayuntamiento de Nuevo Casas Grandes

Rechaza rescatar pensión de jubilados

Asegura líder sindical que negativa de regidores va a perjudicar al fideicomiso

José Miranda Madrid
sábado, 03 agosto 2019 | 06:00
|

Nuevo Casas Grandes.- El Ayuntamiento rechazó la solicitud del líder del Sindicato de Trabajadores del Municipio, Pilar Córdova Perea, para cambiar el fiduciario del Fideicomiso de Pensionados y Jubilados del gobierno municipal que pretendía con tal medida mejorar a futuro la situación financiera del mismo.
La Comisión Especial de regidores encargada de analizar la petición, encabezada por la cartera de Hacienda, presentó en la pasada sesión ordinaria de Cabildo el dictamen correspondiente, en el cual se puntualiza la improcedencia de la petición.
La regidora Paulina Prado Nevárez dio lectura al dictamen en el que se precisa que el manejo del Fideicomiso es de carácter administrativo interno del mismo y no depende del gobierno municipal.
Asimismo, se establece que por seguridad administrativa y a partir de la responsabilidad de su manejo financiero, la recomendación se basa en que no se efectué movimiento alguno.


Asimismo, en el dictamen se puntualiza y reitera el deslinde del gobierno municipal y del Ayuntamiento respecto a la toma de decisiones sobre el asunto.
Al respecto, el líder de los sindicalizados municipales Pilar Córdova Perea, ya había advertido que no existía interés alguno por parte del Ayuntamiento, el de autorizar la solicitud planteada en cuanto a realizar el cambio de fiduciario.
Indicó que en su calidad de líder de los empleados municipales, a quienes atañe directamente el Fideicomiso, ha expuesto ya este asunto al Ayuntamiento por tercera administración consecutiva.
“Como se trata de un tema a futuro, y ellos solamente permanecen por tres años, lo más fácil es dejar que las cosas sigan igual y que sean otros los que se encarguen de abordar un tema que no les trae ningún beneficio particular”, puntualizó.
En la sesión de Cabildo efectuada el pasado 10 de abril, el líder de los empleados sindicalizados del gobierno municipal, expuso a los integrantes del Ayuntamiento que a nueve
años de su creación, el Fideicomiso de Pensionados y Jubilados del gobierno municipal, podría enfrentar una crisis financiera antes de lo estimado inicialmente.
Consideró que la situación financiera a futuro del Fideicomiso “es una preocupación actual” a partir de que su creación se dio con la finalidad de que no se tuviera que enfrentar al menos durante unas 30 administraciones “problema alguno por falta de recursos”.
A partir de esta premisa, Córdova Perea fue que presentó por tercera administración consecutiva, la solicitud al Ayuntamiento, con la esperanza de que “ahora sí”, por decisión del cuerpo colegiado se autorizara la posibilidad de un retiro de fiduciario y se exploraran nuevas opciones de esta figura, en el mercado financiero local.
“Estamos planteando el retiro del actual fiduciario, con la consecuente exploración de nuevas posibilidades de sustitución, o en su defecto, la aplicación de esquemas más productivos para el Fideicomiso que garanticen justamente la previsión inicial del mismo”, señaló Córdova Perea en su comparencia ante el Cabildo.
A la fecha, el Fideicomiso de Pensionados y Jubilados del gobierno municipal cuenta con 75 millones de pesos, sin embargo, el costo operativo de su manejo cada vez se convierte en una carga mayor que mina el recurso en vez de incrementarlo.
“No puedo señalar cuando, pero si puedo decirles que va a llegar el momento en que el Fideicomiso no tenga recursos para garantizar el bienestar completo de pensionados y jubilados, y esa es la preocupación, ya que se creó con la finalidad de que no sucediera”, expuso en aquella ocasión Córdova Perea.
Una de los situaciones que se enfrentan actualmente, comentó, es que el fondo del Fideicomiso no aplica para inversiones de plazo fijo, salvo que durante ese tiempo el gobierno municipal se hiciera cargo del pago de la nómina de pensionados y jubilados, lo que conlleva la limitación de que el recurso obtenga un mayor rendimiento.
Al mismo tiempo, el manejo por parte del actual fiduciario, genera un detrimento al fondo, dado los altos costos que impone por la operatividad del mismo y que en términos generales se encuentra en los 335 mil pesos mensuales.
Estos dos factores, consideró en su oportunidad, Córdova Perea, son lo que podrían llevar “más temprano que tarde” a la bancarrota del Fideicomiso, que nació en el 2010 con una proyección de al menos unos 109 años de bienestar completo para pensionados y jubilados.
“Entre todos, creo que podemos hacer crecer el Fideicomiso, para beneficio de los pensionados y jubilados”, arengó el dirigente sindical, quien mencionó que se trata de la tercera ocasión en la que busca que una administración municipal, le de una respuesta positiva al planteamiento expuesto.
El asunto fue analizado por una Comisión Especial encabezada por las comisiones de Hacienda y Gobernación y en base al dictamen presentado en la pasada sesión de Cabildo, se negó la aprobación de la solicitud presentada por el líder sindical Pilar Córdova Perea.