Corona Capital 2018 estará libre de billetes y monedas

El director de festivales de Ocesa afirmó que los problemas de la pulsera para poder pagar se han corregido

Excélsior
Jueves, 15 Noviembre 2018 | 06:34

Ciudad de México- Después de algunas pruebas, la edición 2018 del festival Corona Capital será totalmente libre de dinero en efectivo.
Así lo anunció Armando Calvilllo, director de festivales de Ocesa,  quien afirmó que aunque en otras ediciones no funcionó como debía la pulsera para pagar sin necesidad de dinero, en esta ocasión esos problemas se han corregido. 
“Cuando lo probamos en 2014 lamentablemente fue el año de la tromba y la tormenta y los modem terminaron flotando. Obviamente no fue el mejor año para probarlo y no funcionó al 100% pero ahora ha evolucionado la tecnología y tenemos más experiencia y nos aventamos a usarlo por la cantidad de gente que tenemos aquí”, detalló.
La confianza que tienen en este sistema de pago ha hecho que los organizadores se avienten a hacer que sea la única forma de pago y aunque habrá cajeros, la única manera en la que se podrá pagar será con las pulseras.
“No es necesario que se tenga wifi para que se pueda usar (la pulsera), muchas cosas se toman en cuenta. Este años será puro cashless, con tarjeta o efectivo se podrán recargar y al final el dinero que no se ocupe se te devuelve ya sea en línea o en persona”, explicó.
Calvillo adelantó que se hará un tributo a los desaparecidos Aretha Franklin, Dolores O'Riordan y Avicii a traves de murales pintados en mamparas que adornarán los alrededores del Autódromo Hermanos Rodríguez.
Entre las complejidades a las que se enfrentó este año el  Corona Capital —que según los organizadores se espera a 180 mil asistentes en los dos días— estuvo el desmontaje de gradas que se dispusieron para la Formula 1 celebrada hace unas semanas.
“Tuvimos que trabajar bajo presión y sobre el tiempo, las gradas y demás cosas de la F1 se desmontaron en diez días y luego se tuvo que empezar a montar los escenarios principales. Lo cual siempre es algo muy complejo”, detalló Lourdes  Skipsey, jefa de producción del festival.