Ven chantaje en conflicto de la CNTE

Los docentes firmaron ayer acuerdos con la SEP en los que se acordó dar plazas a normalistas

Reforma
domingo, 27 enero 2019 | 19:40

Ciudad de México— El conflicto en Michoacán evidencia que el chantaje está regresando al sistema educativo, aseguró el especialista en educación Marco Fernández.
En entrevista con REFORMA, el experto del Tecnológico de Monterrey y de México Evalúa señaló que, con la reforma educativa, del Gobierno de Enrique Peña Nieto acotaba el control de la CNTE en temas como la nómina magisterial.
"El conflicto en Michoacán evidencia muchas disfuncionalidades del sistema educativo de cómo llevamos mucho tiempo en una industria de chantaje. Marcha, bloqueo y autoridades cediendo", dijo.
Tras 13 días de bloqueos por parte de la Sección 18 de la CNTE en las vías de tren en Michoacán, los docentes firmaron ayer acuerdos con la SEP en los que se acordó dar plazas a normalistas y garantizar la participación de la disidencia magisterial en la discusión para abrogar la reforma educativa que comienza en febrero.
"Parecía que se estaba acotando y con el cambio de Gobierno las señales son otras. Eso lo huele la CNTE y proceden en consecuencia", expresó Fernández.
A pesar de las negociaciones y la promesa de pagar mil 200 millones de pesos a la Coordinadora, los docentes han declarado que continuarán con los bloqueos hasta que se cumplan sus demandas, entre ellas el pago de una deuda de 5 mil millones de pesos.
"Está saliendo la pus. Medio se trató de arreglar con la centralización de la nómina", indicó el especialista.
"Está volviendo a salir la práctica del chantaje y con esta obsesión de no ser represores lo único que queda es ceder a las demandas", agregó.
Señaló que, de cara a la discusión de la reforma educativa, la CNTE ha incrementado las presiones.
"La CNTE aumenta su presión para que cuando se derogue la reforma educativa no vaya haber la tentación de otra vez meter un sistema de control de las plazas, y eso sería un error garrafal del nuevo Gobierno", manifestó.