Nacional

Subasta Gobierno supuestos cinturones 'pirata'

El precio de salida fue de 71 mil 640.45 pesos; hoy era el último día de la subasta pero no se presentaron ofertas

Ailyn Ríos / Agencia Reforma

miércoles, 11 agosto 2021 | 20:48

Tomada del Indep | Desde el 29 de julio se abrió la subasta del lote 731, mediante el cual se ofertan los cinturones Tomada del Indep

Ciudad de México— Un lote de 49 cinturones para caballero que presuntamente imitan la marca Salvatore Ferragamo fue subastado por el Instituto para Devolver al Pueblo lo Robado (Indep), pero nadie compró el lote.

"Lote de 49 cinturones para caballero que ostentan la marca Salvatore Ferragamo. No se cuenta con certificado de autenticidad. Precio con IVA", se lee en el sitio web de la subasta.

Para Jean Yves Peñalosa, especialista en propiedad industrial, este acto muestra una clara evidencia de que la postura del Gobierno es subastar hasta mercancía pirata.

"De las fotos que se muestran, claramente señalan que no es un producto original, Fegarramo no empaca los cinturones de esa manera", señaló.

Desde el 29 de julio se abrió la subasta del lote 731, mediante el cual se ofertan los cinturones, con un precio de salida de 71 mil 640.45 pesos. El último día que tenían los interesados para adquirirlo era hoy, sin embargo, no se presentaron ofertas.

"Desconozco como un lote de 49 cinturones puede llegar a un lote de 2 mil pesos por cinturón, un cinturón Fegarramo cuesta más de 10 mil pesos, por el monto no es original", comentó Peñalosa.

Para Gilda González Carmona, especialista en propiedad industrial, el hecho que el Gobierno admita que no cuenta con un certificado de autenticidad es indicador de que se trata de mercancía pirata.

"No son artículos de primera necesidad cómo podría ser alimentos o hasta vestido, son artículos de lujo falsificados que puedo hacer pasar con un arancel más bajo, los decomisan y de ahí obtengo el lote mucho más barato y además lo ingresan al comercio como producto legítimo.

"Desde mi punto de vista, el producto se aseguró ya sea por supuesta falsificación de marca, confusión de marca o porque hubo un procedimiento de suspensión de la libre circulación de mercancía de procedencia extranjera. Si no hubo una determinación de un juez que determinara claramente la falsificación de las marcas, no significa que no sea pirata. Al describir que no se cuenta con la certificación de autenticidad del producto, podemos considerar que no hubo una introducción lícita al comercio por lo que podría decirse que se trata de piratería", dijo.

Además, señaló, poner la palabra "ostenta" no exime que el producto se ha legitimado.

En junio pasado, expertos advirtieron de los riesgos que tiene reintroducir mercancía pirata o de contrabando al mercado mexicano, luego de que en una de sus conferencias matutinas el Presidente Andrés Manuel López Obrador dijera que este tipo de productos serían vendidos en el Tianguis del Bienestar.

Los especialistas advirtieron una violación a tratados comerciales internacionales, "lavado" de mercancía ilegal y competencia desleal en diversos sectores productivos.

close
search