Solicita EU extradición de ex gobernador de Coahuila

Jorge Torres es requerido por la Corte Federal del Distrito Sur de Texas y se encuentra en la lista de los más buscados por la DEA por lavado y fraude

Reforma
miércoles, 06 febrero 2019 | 16:01

Un juez federal decretó hoy sujetar a proceso de extradición a Jorge Torres López, ex Gobernador interino de Coahuila, luego que Estados Unidos formalizara hoy mismo su petición con la cual busca procesarlo en una Corte de Texas por lavado y fraude bancario por 2.7 millones de dólares. 

Felipe de Jesús Delgadillo Padierna, juez de control del Centro de Justicia Penal Federal del Reclusorio Sur, también decretó mantener al ex Mandatario detenido provisionalmente en dicho centro penitenciario, mientras se lleva a cabo su procedimiento.

Torres se presentó en la sala de audiencias ante el juez de control, vestido con una camiseta polo blanca, bermudas grises y lentes de pasta negra, la misma indumentaria que vestía ayer cuando fue detenido por la Policía Federal Ministerial en la Plaza La Isla de Puerto Vallarta, Jalisco.

A petición de la Fiscalía General de la República y la defensa del coahuilense, encabezada por Julio César Serna, el juez decretó que la audiencia fuera a puerta cerrada, dado que el expediente de extradición contenía información delicada.

De hecho, los fiscales federales manifestaron al juez que Estados Unidos pidió que no se dieran a conocer detalles o información del expediente de extradición.

A diferencia de otros casos, el de Torres es un asunto que interesa de forma especial a la justicia estadounidense.

Si bien a partir de este miércoles el Departamento de Justicia iba a tener un plazo de 60 días para presentar su solicitud formal de extradición contra Torres, los estadounidenses decidieron no esperar ese tiempo y hoy mismo formalizaron su pedido.

Torres es buscado en extradición por los estadounidenses con base en una orden de captura de la Corte Federal del Distrito Sur de Texas por cargos de fraude bancario y lavado de dinero.

Según la imputación, Torres transfirió entre enero y marzo de 2008 una suma de alrededor de 2.7 millones de dólares a una cuenta en JP Morgan Chase en Texas, dinero que luego trianguló hacia una cuenta suya en el banco Old Mutual de las Islas Bermudas.