Nacional

Revienta AMLO por elección interna de Morena: 'al carajo oportunismo'

Descalificó a quienes actúan como convenencieros, arribistas, y falsarios

Angel Delgado / Agencia Reforma

Benito Jiménez / Claudia Guerrero
Agencia Reforma

viernes, 02 octubre 2020 | 09:23

Ciudad de México— El presidente Andrés Manuel López Obrador reventó este viernes contra de quienes pelean por la dirigencia nacional de Morena, pidió mandar al carajo al oportunismo y descalificó a quienes actúan como convenencieros, arribistas, y falsarios.

Desde Palacio Nacional, el fundador de Morena advirtió a sus correligionarios que no son indispensables y que, frente al desbarajuste interno que han provocado, los ciudadanos ya demostraron que son mucho pueblo para tan pocos dirigentes.

Aunque había asegurado que no tendrá injerencia en asuntos partidistas, abordó el tema durante su conferencia matutina y lamentó que Morena haya sido incapaz de resolver el relevo interno.

"Al carajo con el oportunismo, con la antigua forma de hacer política. Dejo a un lado la investidura, llevan los dirigentes de Morena, de mi partido, no sé cuánto tiempo sin resolver lo de la diligencia, como más de un año, enfrascados. Y si hacen las encuestas, se le pregunta a la gente, si fueron las elecciones, por qué partido votarías, ese partido está hasta arriba, o sea es mucho pueblo para tan poco dirigente, con todo respeto", soltó.

"Porque no hay dirección, hay un desbarajuste, sin embargo, el pueblo tiene otra idea. Ojalá y los dirigentes estén a la altura del pueblo, eso sería mejor, pero también porque lo digo, para que no estén pensando de que sean indispensables, insustituibles, afortunadamente Morena es pueblo".

El mandatario reprochó que las fuerzas políticas sean usadas como franquicias por "ambiciosos vulgares" que sólo buscan encaramarse en los cargos para sacar provecho político y económico.

"No es buen dirigente el individualista, el egoísta, el que le da la espalda al que sufre, no es un buen dirigente ni es buen político, es un convenenciero, un arribista, un oportunista, un falsario y ya basta de eso", exigió.

Sin mencionar los nombres de los contendientes, López Obrador advirtió que las bases morenistas no están al pendiente de entrevistas o discursos vacíos.

Además, llamó a los interesados a dejar atrás el individualismo y aceptar los resultados de las encuestas, aunque no los beneficien.

"Cuando están en una lucha personalizada, donde los ideales, donde todo es puro pragmatismo, pues nadie se interesa, antes a lo mejor, pero ahora ¿ustedes creen que la gente va a estar pendiente de entrevistas o de discursos vacíos en donde el protagonista central no es el pueblo, les va a interesar? No, la gente está en otras cosas", sentenció.

"Ojalá se le tenga también confianza a la gente como si se hace una encuesta y la gente dice, esta persona, pues esa es la opinión del pueblo, respetarlo, no que me inconformo, pues sí, todos tenemos derecho a eso, derecho a inconformarnos, pero si es por afán individualista, no tiene caso, no va a tener éxito nada de eso".

Por otro lado, el presidente fue cuestionado sobre las versiones de que el Consejero Jurídico, Julio Scherer, cabildeó con ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, para echar por tierra el proceso interno y que permanezca en la dirigencia Alfonso Ramírez Cuéllar.

El político tabasqueño dijo no tener información sobre el tema, pero sostuvo que, en caso de que sea cierto, las supuestas gestiones fracasaron, ya que el proceso de elección mediante encuesta se encuentra en marcha.