Prevén reapertura de plantas en Matamoros

Horacio Duarte, informó que la Secretaría del Trabajo está en negociaciones con las tres siderúrgicas

Reforma
martes, 19 marzo 2019 | 17:15
Reforma

Ciudad de México— El subsecretario de Empleo, Horacio Duarte, informó que la Secretaría del Trabajo está en negociaciones con las tres siderúrgicas de Matamoros que cerraron y despidieron a 400 trabajadores a causa de paros liderados por el Sindicato Nacional Minero, que dirige el senador de Morena Napoleón Gómez Urrutia.
El funcionario federal confió en que, gracias a las gestiones de la dependencia, esta semana se revertirá el cierre de las empresas y se conservarán los empleos, con la garantía de que no habrá más "factores de desestabilización" laboral.
Duarte dio a conocer que las negociaciones las encabeza el subsecretario del Trabajo, Alfredo Marrufo, directamente en Matamoros.
"Nosotros vemos que va a haber solución, que no se van a cerrar (las empresas) y que va a haber garantías para que la inversión se mantenga", comentó en entrevista en Palacio Nacional.
"Esperamos que esta semana quede resuelto y haya una atención mucho más focalizada, primero, para avanzar en que no haya factores que estén desestabilizando, y segundo, que se garanticen los derechos laborales y, sobre todo, el tema de la inversión; se está atendiendo y esperamos que estos días quede resuelto el tema de Matamoros". 

El exdirigente de Morena en el Estado de México afirmó que el Presidente Andrés Manuel López Obrador le encomendó a la Secretaría del Trabajo procurar que no se cierre ninguna fuente de empleo por las manifestaciones sindicales.
"La instrucción que tenemos de Presidente desde hace algunos días es siempre cuidar las fuentes de empleo, cuidar la inversión, cuidar que, en la lucha justa que puede ser la búsqueda de mejores salarios, no se afecte lo principal, que es mantener los empleos. Esa es la prioridad", detalló.
El subsecretario exhortó a los trabajadores a comprender que no se puede buscar de golpe la recuperación de la pérdida del valor del salario, que ha decaído en un proceso de años.
"Por eso el Presidente ha pedido que, en este tema de las revisiones salariales contractuales, haya mucha prudencia, que se entienda que no se va a revertir el deterioro del salario de tantos años en una sola negociación.
"Y la prioridad siempre será ir avanzando en la búsqueda de mejores condiciones para los trabajadores, sin afectar la planta productiva, sin afectar la estabilidad del empleo, porque entonces saldrá más caro el caldo que las albóndigas", describió.